Tercera Primicia Mundial de Opel en París: Concepto Astra de Altas Prestaciones

· Deportivo con motor 2.0 litros turbo y chasis IDSPlus

· Optimiza el potencial dinámico de la nueva generación del Astra

Además del nuevo Astra GTC y del Astra GTC con parabrisas panorámico, Opel presenta una tercera Primicia Mundial en el Salón Internacional del Automóvil de París de este año: el “Concepto Astra de Altas Prestaciones”. El estudio de diseño de color rojo, que está basado en el modelo de tres puertas demuestra el potencial dinámico de la nueva generación en la clase compacta de Opel, y muestra el camino de las futuras versiones del Astra de altas prestaciones. Con una atractiva apariencia y un paquete tecnológico diseñado para los conductores entusiastas, el coche entrega lo que su nombre promete. Con sólo echar un vistazo a los datos del Astra de Altas Prestaciones se confirma lo dicho: 240 CV/176 kW de potencia, un par máximo de 310 Nm, acelera de 0 a 100 km/h en menos de 7 segundos y alcanza una velocidad máxima de 240 km/h.

Estas prestaciones de deportivo son posibles gracias a un potente motor que ya se ofrece en una versión menos radical en el Astra de cinco puertas y en el StationWagon – el potente 2 litros Turbo de 200 CV/147 kW con un par máximo de 262 Nm. El incremento de potencia del motor del Astra de Altas Prestaciones es el resultado de la optimización de la admisión y el escape, la utilización de componentes de máxima calidad, así como mejoras en el sistema del turbocompresor y en la inyección. El chasis IDSPlus del estudio está perfectamente diseñado para la potencia del motor, que va combinado con una caja de cambios manual de seis velocidades. Este sistema con control electrónico de la amortiguación y conexión electrónica de todos los controles dinámicos de conducción, que ya ha recibido el reconocimiento de la prensa especializada en los modelos de producción del nuevo Astra, ha sido aún más desarrollado para el Concepto Astra de Altas Prestaciones, con la finalidad de hacerlo aún más deportivo.

El impresionante poder que se esconde tras el exterior de altas prestaciones, se deja ver en un primer momento gracias a los elementos de diseño del frontal, que tiene una apariencia más musculosa que en el Astra GTC de producción. Su aspecto está definido por una entrada de aire más ancha y más baja, una parilla de nido de abeja, así como un paragolpes delantero con un spoiler claramente acentuado y luces antiniebla integradas en unas pronunciadas aperturas laterales. Al mismo tiempo, estas ofrecen una unión armoniosa con las faldillas laterales, que están más perfiladas hacia la parte trasera.

La parte trasera del Concepto Astra de Altas Prestaciones es tan poderosa como el frontal. Queda acentuada por dos cortes laterales cubiertos por una rejilla, un escape doble con las salidas instaladas a derecha e izquierda y un spoiler de techo distintivo que junto con el difusor integrado bajo el paragolpes trasero ayuda a disminuir la fuerza ascensional. El aspecto deportivo queda subrayado por las llantas de aleación de 19 pulgadas.

Los atractivos detalles deportivos se encuentran también en el interior, realizado también en color rojo intenso para hacer juego con el exterior. Los asientos Recaro son lo más llamativo, y han sido diseñados para ofrecer una gran sujeción lateral, cuentan con la posibilidad de extender la banqueta, así como con cuatro regulaciones de apoyo lumbar. Otros aspectos destacados del interior son un nuevo pomo de la palanca de cambios realizado en cuero y la instrumentación con anillos rojos y grafismos que repiten el estudio de diseño.

El Concepto Astra de Altas Prestaciones ha sido desarrollado por los ingenieros del Centro Internacional de desarrollo Técnico de Opel (ITDC) en Rüsselsheim en estrecha colaboración con el equipo de OPC (Opel Performance Center).

Esta entrada fue publicada en Opel. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario