TENISTAS DEL OPEN SEAT GODÓ 2001 HAN SIDO PILOTOS POR UN DÍA Juan Carlos Ferrero y Carlos Moyá prueban el Córdoba WRC

Juan Carlos Ferrero y Carlos Moyá prueban el Córdoba WRC

Las instalaciones de SEAT Sport en Martorell han contado con la presencia de dos invitados de excepción, Juan Carlos Ferrero y Carlos Moyá. Los dos tenistas, que participan en el Open SEAT Godó 2001, dejaron por unas horas de empuñar la raqueta para situar sus manos al volante del Córdoba WRC, un coche con el que SEAT participa esta temporada en el Campeonato de España de Rallies de Asfalto y Tierra.

Acompañados por el piloto del equipo oficial SEAT Repsol YPF, Michael Huete, ambos tenistas demostraron su destreza pilotando el Córdoba WRC, pese a ser la primera vez que conducían un vehículo de estas características.

El tenista valenciano Juan Carlos Ferrero, finalista de la última edición del Open SEAT de tenis, fue el primero en sentarse a bordo del Córdoba WRC. Al finalizar su nueva experiencia comentó: “Ha sido increíble. Este coche no tiene fin, siempre puedes ir más y más deprisa. El SEAT Córdoba WRC es impresionante, tanto por fuera como por dentro”.

Tras Ferrero le tocó el turno a Moyá. La “rivalidad” de ambos llegó más allá de la pista, ya que el tenista mallorquín fue retado por Ferrero a hacerlo mejor que él. Moyá se mostró como un experto pilotando por la pista de pruebas de SEAT Sport. Al bajar del vehículo dijo que “este coche es alucinante, me ha impresionado mucho y parecía que volábamos. Es un lujo haber disfrutado de esta experiencia y quiero agradecer a SEAT Sport esta oportunidad y felicitarles por el esfuerzo que hacen en el mundo de la competición”.

Junto a Ferrero y Moyá, el tenista argentino Guillermo Coria, semifinalista en el torneo de Montecarlo, también disfrutó de esta jornada deportiva pilotando el SEAT Córdoba WRC.

Esta entrada fue publicada en Seat. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario