Por cada euro invertido en el Plan PIVE, el Estado recaudará tres.

 

 

Este Programa engloba a todos los vehículos gasolina, diésel, eléctricos, híbridos, gas, etc.,
que tengan eficiencia energética clase A ó B, es decir, más del 65% del mercado actual.

A la espera del funcionamiento del Plan PIVE, que entra hoy en vigor, el mercado de turismos totalizó su registro más bajo con apenas 35.000 operaciones, un 36,8% menos que en el mismo mes del año anterior. En los tres primeros trimestres del año, las matriculaciones de turismos registran un decepcionante volumen de 555.362 unidades, con un descenso del 11%.

El ritmo de mercado hasta este momento indicaba unas previsiones muy por debajo de 700.000 unidades.
El Plan PIVE, permitirá batir y mejorar estas cifras. Además, este Programa conseguirá
recaudar tres euros por cada euro invertido. Por lo tanto, el Plan PIVE no sólo se autofinancia solo, sino que además permitirá al Estado unos ingresos extras, con los que el automóvil colaborará en la política de reducción de déficit público.
Más del 65% de los turismos que se venden en España se pueden acoger al Plan, un mercado amplio en el que los consumidores podrán elegir vehículos eficientes energéticamente, ya sean gasolina, diésel, eléctricos, híbridos, de gas, etc. El consumidor se encuentra a partir de hoy en el mejor momento para adquirir un vehículo en las mejores condiciones económicas de la historia.

 

Este Plan es una oportunidad para que el ciudadano adquiera, innovación, tecnología,
eficiencia energética…

CANAL DE PARTICULARES
Este canal, ha vuelto a descender de manera brusca tras el alza registrado el mes anterior,
como consecuencia de la subida del IVA. En cifras, las compras de particulares registraron un
44,1% de caída con un volumen mínimo de 16.937 unidades. En el resultado acumulado
registra un total de 256.341 unidades, con un descenso del 10,9%.
MATRICULACIONES DE ALQUILADORES Y EMPRESAS
Por su parte, el canal de empresas mantiene su tendencia negativa, totalizando en el mes de
Septiembre 16.538 unidades, con un brusco descenso del 29,5% en el mes. Los primeros nueve
meses del año presentan una caída del 15,7% con 174.077 matriculaciones.Por su parte el canal de alquiladores, con un volumen exiguo de 1.671 unidades en
Septiembre, muestra un descenso del 8%. En el período Enero‐Septiembre, el resultado es de
124.944 unidades matriculadas y un descenso del 3,7%.
DECLARACIONES
David Barrientos, Director de Comunicación de ANFAC afirmó que “A la espera del
funcionamiento a partir de hoy del Plan PIVE, el mercado en el mes de septiembre vuelve a
registrar un resultado decepcionante. Estamos convencidos de que con las ofertas
comerciales de fabricantes unidas al Plan PIVE se pueden batir las cifras que venimos
registrando en el mercado a lo largo de todo el año. El Plan PIVE es un programa amplio, que
abarca a más del 65% del mercado, ya sean coches de gasolina, diésel, eléctricos, híbridos,
gas… Además, este Plan tendrá efectos positivos sobre las Arcas Públicas, ya que por cada
euro invertido en el Plan, la Administración recuperará tres, es decir, no sólo el Plan se
autofinancia sino que obtiene unos ingresos extras. En definitiva, el consumidor se encuentra
a partir de hoy ante el mejor momento histórico para adquirir un vehículo en las mejores
condiciones económicas. Es una oportunidad excelente para que el ciudadanos adquiera
innovación, tecnología eficiencia energética…, renovando además el parque automovilístico
español.”.
Según el presidente de Ganvam, Juan Antonio Sánchez Torres, que representa a 4.600
concesionarios y servicios oficiales y 3.000 compraventas, “estima que el Plan PIVE permitirá
recuperar la demanda este año y cerrar por encima de la barrera de las 700.000 unidades.
Además, con él se cumple una vieja aspiración del sector que siempre ha defendido la
eficacia de este tipo de fórmulas para insuflar confianza y estimular una demanda lastrada
por la incertidumbre económica y la falta de financiación. También empujará el necesario
rejuvenecimiento del parque. En la actualidad, más del 36% de los turismos –alrededor de 8
millones de vehículos‐ y el 41% de los comerciales –cerca de un millón‐ son susceptibles de
acogerse al PIVE por superar esta antigüedad. Además, contribuirá a atemperar la pérdida
de tejido empresarial dentro de la red de distribución, donde para 2012 estaba previsto el
cierre de 500 empresas y la desaparición de 3.000 puestos de trabajo.”.

Esta entrada fue publicada en Anfac. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario