Opel GT: Opel se apunta al Roadster

Índice

Sumario

Características técnicas

Opiniones sobre el nuevo Opel GT

Mito y leyenda

Opel GT: Nuevo icono entre los roadsters

Destacado: El primer Opel GT: – el coupé de culto de los años `60 y `70

Destacado: Saturn y Opel, socios para nuevos vehículos en Norteamérica y
Europa

Diseño

Belleza dinámica, la nueva interpretación del roadster

Entrevista con Bryan Nesbitt, Director Ejecutivo de Diseño de GM Europe

Carrocería

Innovador proceso deproducción

Motor y chasis

Potencia en cualquier situación gracias a su motor de alta tecnología

Destacado: ciudad, autopista y carretera de montaña –los test de pruebas más duros

Opel GT: Opel se apunta al Roadster

  • Proporciones clásicas: silueta elegante, capó alargado y voladizos cortos
  • Arquitectura típica roadster, con motor delantero y propulsión trasera
  • Motor de inyección directa turboalimentado y suspensión de triángulos superpuestos
  • Diversión y prestaciones a un precio asequible: 264 CV por 29.900* Euros

Rüsselsheim. El concepto moderno de lo que debe ser un atlético biplaza encuentra su definición en el nuevo Opel GT. Como los roadster clásicos, tiene un potente motor ubicado en posición delantera, propulsión a las ruedas posteriores, un habitáculo con instrumentación deportiva y una capota de lona a medida. Con una poderosa apariencia, su elegante silueta, su capó alargado de apertura hacia delante y sus cortos voladizos, presenta unas proporciones típicas de su categoría. El Opel GT también aporta un nuevo encanto a este género con una personalidad propia e inconfundible, gracias a sus excitantes formas en las que contrastan bordes afilados con superficies curvas para crear una apariencia dinámica; y por su configuración, que permite una experiencia de conducción refinada incluso en largos viajes. El precio del GT también resulta atractivo. Por 29.900* Euros (precio recomendado de venta en España, incluyendo impuestos. Sujeto a variación), los clientes se llevan nada menos que 264 CV procedentes de un motor turboalimentado de alta tecnología con inyección directa de gasolina. Para acelerar de 0 a 100 km/h se necesitan menos de seis segundos. El nuevo biplaza hace gala de su legendario nombre porque continúa la tradición del primer Opel GT (1968-1973) y, como el original, compite en uno de los segmentos más excitantes.

El nuevo Opel GT también demuestra la pasión de la marca por los coches dinámicos, y la convicción de que “Opel nunca fue tan joven como hoy en día”. Esto queda subrayado por modelos de nicho con un alto componente de diversión, como el Astra GTC con parabrisas panorámico, los coupé-cabrio Tigra TwinTop y Astra TwinTop y la familia OPC de modelos de altas prestaciones. Todos ellos enriquecen la gama y añaden mayor emoción a la marca.

El desarrollo del GT es un perfecto ejemplo de colaboración transcontinental dentro de GM.

Proviene de la decisión de ampliar la gama de producto con un vehículo deportivo compacto de tracción trasera cuya arquitectura puede ser puesta en práctica de una forma global. El primer paso hacia la materialización de esta idea fue el coche de concepto Solstice en 2002, seguido un año más tarde por el Vauxhall VX Lightning, concebido en el Estudio Avanzado de Diseño de GM en Coventry, Inglaterra.

Claramente inspirado en el VX, el Opel GT ha sido adaptado al actual lenguaje de diseño de Opel en el Estudio de Diseño de GM en Detroit y Centro de Diseño Europeo de GM en Rüsselsheim bajo la supervisión de Bryan Nesbitt. El Opel roadster se fabricará en la factoría americana de Wilmington/Delaware, donde también se producen sus exitosos modelos homólogos de GM en América, el Pontiac Solstice y el Saturn Sky.

La historia del nuevo GT guarda semejanza con la de su clásico predecesor. En 1968, el Opel GT original marcó un precedente en la fabricación de automóviles en Europa cuando se convirtió en el primer coche que se produjo en serie después de haber debutado ante el público como un estudio de diseño. El legendario deportivo americano, el Corvette, se lanzó de la misma forma en los Estados Unidos en 1953. El nuevo Opel GT comparte algunas características de ingeniería con el actual Corvette, como parte de la arquitectura.

Vigoroso y dinámico, con una poderosa apariencia

La combinación de líneas afiladas y superficies tensas proporciona al Opel GT una apariencia vigorosa y dinámica. Su agresivo frontal está dominado por la acentuada curvatura de los paragolpes, la ancha banda cromada con el logo de Opel integrado, el largo capó con el característico pliegue típico de la marca, rejillas de ventilación con ribetes cromados y los grupos ópticos con tres proyectores carenados en cristal transparente que se prolongan hacia los paneles laterales. Las características deportivas del GT incluyen amplias tomas de ventilación en el capó, las ranuras en el paragolpes delantero con su dinámico contorno horizontal típico de Opel —como en el Antara—, la doble salida de escape y la doble “joroba” tras los reposacabezas de los asientos, reminiscencias del diseño de los roadsters y de la historia del deporte del motor. Las llantas de aleación de 18 pulgadas, con un nuevo diseño de cinco radios, llenan por completo los pasos de rueda, y enfatizan el carácter típico de un roadster, al igual que lo hace el techo de lona, que desaparece por completo tras una cubierta para una mayor diversión al volante cuando se conduce sin capota.

En el puesto de conducción, la instrumentación con aros cromados muestra de forma clara la información más importante, mientras que los lacados en negro piano y las terminaciones cromadas acentúan el matiz de alta tecnología de las estructuras superficiales. Todo ello se combina con los asientos tapizados en piel con costuras a la vista, para realzar la apariencia deportiva. La corta palanca de cambios contribuye de forma significativa a la diversión al volante: conectada directamente a la transmisión de cinco velocidades, sus cortos recorridos permiten rápidos cambios de marcha desde la típica posición de conducción de un roadster.

Motor turbo de alta tecnología con inyección directa y variador de fase

El nuevo Opel GT no sólo parece un coche rápido, ¡lo es! Su motor de 264 CV en posición delantera longitudinal con inyección directa y turbocompresor permite a este roadster acelerar de 0 a 100 km/h con salida parada en apenas 5,7 segundos, y alcanzar una velocidad máxima de casi 230 km/h. “Entre los roadsters de altas prestaciones, no existe un mejor equilibrio entre precio, diversión al volante y placer de conducción”, asegura Alain Visser, Director Ejecutivo de Marketing y Ventas de Opel. No hay dudas en este punto: Opel nunca había producido antes un motor con una potencia específica de 132 CV/litro. El motor del nuevo Opel GT no sólo complementa a la perfección la apariencia dinámica del coche, sino que supera de lejos a otros roadster actuales, y a la mayoría de los biplaza deportivos.

Características técnicas de alta tecnología como la inyección directa de gasolina, el turbocompresor de doble entrada con intercambiador de calor, el doble variador de fase y los árboles de equilibrado contra-rotantes son la base de las impresionantes cifras de rendimiento del cuatro cilindros de 1.998 cm3. La potencia máxima de 264 CV/194 kW a 5.300 rpm y un par máximo de 353 Nm que se mantiene constante entre 2.500 y 5.000 rpm aseguran potencia en abundancia en cualquier situación. El GT necesita una media de 9,2 litros de gasolina súper sin plomo por cada 100 kilómetros. Desarrollado conjuntamente por los ingenieros de GM Powertrain a ambos lados del Atlántico, el motor ECOTEC de aluminio está basado en el bloque de 2,2 litros de inyección directa disponible en la gama Vectra desde 2004, y en el 2.0 turbo que debutó en el Vectra GTS la primavera de 2003.

Un bastidor de configuración clásica

Para el Opel GT, los ingenieros diseñaron un bastidor de configuración clásica basado en un chasis muy rígido, anchas vías (1.543/1.561 mm delante/detrás) y una batalla de 2.415 mm. La suspensión es de paralelogramos deformables con triángulos superpuestos de aluminio forjado en las cuatro ruedas, el centro de gravedad está posicionado muy bajo, y la distribución de pesos de 51:49 (delante/detrás) resulta equilibrada. La caja de cambios manual es de 5 velocidades, con palanca de cortos recorridos y tacto deportivo, y el diferencial de deslizamiento limitado asegura la capacidad de propulsión. Una viga de refuerzo situada entre la transmisión y el eje trasero contiene los efectos de reacción al acelerar o decelerar. Todas las ruedas están equipadas con grandes discos de freno, y también se incluyen los sistemas de seguridad ABS y ESP, el cual, al igual que ocurre con el control de tracción, puede ser desconectado.

Estructura rígida con túnel central y refuerzos laterales

La arquitectura típica del roadster se diseñó desde el principio para cumplir con los requerimientos específicos de un deportivo biplaza descapotable sin compromisos. La estructura del vehículo, compuesta por vigas laterales hidroconformadas y un túnel central de sujeción fabricado en chapa de acero, proporciona una sólida base para la seguridad pasiva y un comportamiento preciso. La técnica de de forja por hidroconformación, en la cual se da forma a los componentes de acero utilizando la ayuda de agua a alta presión, ya se utiliza en la fabricación de automóviles para componentes del chasis en los Opel Vectra y Astra.

Únicamente el chasis del legendario deportivo americano, el Corvette, está basado también en vigas hidroconformadas. Pero el Opel GT también rompe moldes en otro aspecto: estamos ante el primer coche producido en serie en un número significativo de unidades en el que gran parte de los paneles de su carrocería se han fabricado utilizando un procedimiento que resulta relativamente lento y costoso, pero que permite a los diseñadores una gran libertad creativa. El capó es un ejemplo: gracias a una tecnología hidráulica poco convencional —conocida como “súper-modelado”— la sección del largo capó con sus bisagras en la parte delantera se integró perfectamente en la silueta del roadster sin apenas dejar espacio con el paragolpes.

El primer GT llegará a las carreteras españolas en Abril de 2007, y los concesionarios admiten pedidos desde el pasado verano.

Completo equipamiento de serie

El completo equipamiento de serie del Opel GT incluye:

  • Llantas de aleación de 18 pulgadas con neumáticos 245/45 R 18
  • Sistema antibloqueo de frenos ABS
  • Control electrónico de estabilidad ESP (desconectable)
  • Control de tracción TC (desconectable)
  • Airbags frontales de dos etapas para el conductor y el acompañante
  • Sensor de ocupación del asiento del acompañante (con display en el puesto de conducción)
  • Cinturones de seguridad de 3 puntos de anclaje con pretensores y limitadores de presión
  • Radio-CD (seis altavoces, mandos en el volante, conexión para reproductor MP3)
  • Retrovisores exteriores eléctricos
  • Ventanillas eléctricas
  • Asiento del conductor ajustable eléctricamente en altura
  • Control de crucero
  • Aire acondicionado
  • Volante y pomo de la palanca de cambios forrados en cuero
  • Capota de lona manual con luneta posterior térmica de cristal
  • Faros antiniebla
  • Mando remoto para el cierre centralizado, incluyendo la tapa del maletero

Nuevo Opel GT: Características Técnicas Principales

Motor / transmisión

Normativa de emisiones

Euro 4

Combustible

Gasolina sin plomo

Número de cilindros

4

Diámetro

mm

86.0

Carrera

mm

86.0

Cilindrada

cm3

1998

Potencia máxima

CV (kW)

264 (194)

a rpm

5.300

Par máximo

Nm

353

a rpm

2.500 – 5.000

Transmisión

Manual, de 5 velocidades

Prestaciones

Consumo en l/100 km

Velocidad máxima en km/h

Aceleración desde 0 a 100 km/h en seg.

Urbano

Extraurbano

Combinado

Emisiones de CO2 en gr/km

229

5,7

13,0

6,9

9,2

218

Dimensiones en mm

Longitud

4.100

Anchura

1.813

Altura

1.274

Batalla

2.415

Vía delantera

1.543

Vía trasera

1.561

Diámetro de giro en mm

Entre bordillos

10,45

Capacidad del maletero (litros)

Con el techo cerrado

157

Con el techo abierto

66

Pesos y carga en kg

Peso en orden de marcha (según norma 70/156/EU)

1.331

Peso máximo

1.625

Carga máxima en el eje delantero

850

Carga máxima en el eje trasero

775

Todos los datos se refieren a la versión básica para Europa con el equipamiento de serie. Los datos de consumo, de acuerdo con la norma 1999/100/EU, tienen en consideración el peso del vehículo en orden de marcha tal y como se estipula en esta regulación. Las cifras de prestaciones publicadas son posibles con el peso del vehículo en orden de marcha, excluyendo el conductor más una carga permitida de 200 kg.

Opiniones sobre el nuevo Opel GT

Carl-Peter Forster,
Presidente de General Motors Europe:

“Desarrollar y fabricar coches con pasión —no hay nada que defina mejor lo que mueve a nuestro equipo. Y nuestros clientes sentirán nuestra pasión nada más poner en marcha el nuevo Opel GT. Con el nuevo roadster, ahora disponemos de una impresionante y multifacética gama de productos de nicho, incluyendo los Tigra y Astra TwinTop, que ofrecen la posibilidad de divertirse al volante conduciendo sin techo de una forma única”.
Hans Demant,
Director de Adam Opel GmbH y Vicepresidente de Ingeniería de GM Europe:

“El nuevo Opel GT es un perfecto ejemplo del potencial tecnológico y de diseño que ofrece nuestra creciente cooperación global dentro de la oferta de GM. Podemos desarrollar productos basados en plataformas comunes que no solo disponen de las características específicas de la marca y merecen la pena en pequeñas series, sino que también realzan la imagen de Opel”.
Bryan Nesbitt,
Director Ejecutivo de Diseño de GM Europe:

“Diseñar un roadster es uno de los lujos de esta profesión. Sabes que desde el primer día, debe rebosar estilo y emoción por encima de todo. El Opel GT es más que un coche, sugiere un estilo de vida”.
Alain Visser,
Director Ejecutivo de Marketing de Opel para Europa

”Un auténtico coche de ensueño, y gracias a su precio asequible y atractivo, que comienza en 29.900* Euros (precio recomendado de venta en España, incluyendo impuestos. Sujeto a variación), es un sueño que puede hacerse realidad. El concepto del nuevo Opel GT está en la línea de su legendario predecesor, y con un potente motor turboalimentado, este roadster de pura sangre disfruta de una posición privilegiada en su categoría”.
Chris Pinn,
Ingeniero Jefe de Gama de Modelos

“En el Departamento de Desarrollo, nuestro entusiasmo por el nuevo Opel GT no tiene límites: ¡tenemos que mantener constantemente la vista puesta en las llaves de los prototipos!”.

Mito y leyenda

Opel GT: nuevo icono entre los roadsters

  • Con 264 CV por 29.900* Euros, el nuevo GT ofrece potencia de sobra para su precio.
  • Placer de conducción y aire fresco son sinónimos de roadster divertido biplaza.
  • Heredero legítimo de coupé de culto del ’68

Ancho, con su largo capó que abre hacia delante, su esbelta silueta, una trasera audaz, un puesto de conducción para dos ocupantes y un techo de lona que ajusta a la perfección y que desaparece por completo bajo un cobertor, el nuevo y atlético Opel GT causa revuelo en un segmento con una carga emocional mayor que en ningún otro. Como claro compromiso con la pura diversión al volante, el GT es un roadster que encaja a la perfección en la gama Opel, aunque su meta no sea marcar los mejores registros en capacidad de maletero, flexibilidad o versatilidad para la familia: el nuevo biplaza continúa con la tradición que inició en 1968 el Opel GT.

El nuevo Opel GT también exhibe la pasión por la fabricación de coches dinámicos, y la convicción de que “Opel nunca ha sido tan joven como lo es hoy”. Esta afirmación queda subrayada por una serie de modelos de nicho con un alto componente emocional, como el Astra GTC con su parabrisas panorámico de cristal, los coupé-carbio Tigra y Astra TwinTop, o la familia OPC de altas prestaciones. Todos ellos enriquecen la gama de productos y aportan pasión y emoción a la marca.

Pero el GT no sería un auténtico Opel si al mismo tiempo no apelase al lado más práctico de los clientes. “Cuando hace su aparición entre los roadster de altas prestaciones, no existe mejor compromiso entre precio, placer de conducción y diversión”, afirma Alain Visser, Director Ejecutivo de Marketing y Ventas de Opel. Con un precio de 29.900* Euros (precio recomendado de venta en España, incluyendo impuestos. Sujeto a variación), el nuevo GT también sigue los pasos de su predecesor. El primer GT causó sensación por su precio, 10.767 marcos alemanes, allá por el año 1968. En aquel tiempo, esa cantidad equivalía aproximadamente a diez veces la media del salario bruto mensual; cerca de 490 euros al mes hoy en día. Casi 40 años después, el índice de precio es incluso más favorable en el nuevo Opel GT. En la actualidad, el salario medio alcanza los 3.500 euros, y a pesar de que los compradores ya no buscan un techo metálico, obtienen una potencia casi tres veces superior a los 90 CV del GT 1900.

El mito sigue vivo

La leyenda de un coche deportivo asequible continúa. El nuevo biplaza tiene la ventaja de haber sido concebido sobre la arquitectura de un roadster desde el principio. El GT original de los años `60 estaba basado en una berlina de Opel que ya existía. La razón era la limitada capacidad de producción que había en ese momento. Para aprovechar la línea de montaje en la factoría de Bochum, el GT de 1968 tenía que derivarse del Kadett. Las carrocerías se producían en Francia, y la venta de una de estas plantas a una marca de la competencia fue una de las razones claves por las que la producción cesó en 1973. Hasta ese momento, se habían fabricado 103.000 unidades. El nuevo Opel GT de 2007 se fabricará en la factoría dedicada a roadsters en Wilmington/Delaware, en los Estados Unidos, conjuntamente con sus exitosos homólogos americanos, el Pontiac Solstice y el Saturn Sky.

Los nuevos propietarios del GT disfrutarán de un amplio equipamiento opcional, la mayoría impensable en 1968:

  • Llantas de aleación de 18 pulgadas con neumáticos 245/45 R 18
  • Sistema antibloqueo de frenos ABS
  • Control electrónico de estabilidad ESP (desconectable)
  • Control de tracción TC (desconectable)
  • Airbags frontales de dos etapas para el conductor y el acompañante
  • Sensor de ocupación del asiento del acompañante (con display en el puesto de conducción)
  • Cinturones de seguridad de 3 puntos de anclaje con pretensores y limitadores de presión
  • Radio-CD (seis altavoces, mandos en el volante, conexión para reproductor MP3)
  • Retrovisores exteriores eléctricos
  • Ventanillas eléctricas
  • Asiento del conductor ajustable eléctricamente en altura
  • Control de crucero
  • Aire acondicionado
  • Volante y pomo de la palanca de cambios forrados en cuero
  • Capota de lona manual con luneta posterior térmica de cristal
  • Faros antiniebla
  • Mando remoto para el cierre centralizado, incluyendo la tapa del maletero

El único extra aparte de la pintura metalizada o es el paquete Premium, que cuesta 1.285 euros. Incluye tapicería de piel en color negro ébano o cobalto rojo y negro, y un equipo de audio con cargador de 6 CDs. También están disponibles un deflector para el viento original Opel, y un equipo de maletas realizado a medida.

El primer GT estará en las carreteras españolas en Abril de 2007, con un precio de salida que comenzará en los 29.900* Euros (precio recomendado de venta en España, incluyendo impuestos. Sujeto a variación). Los concesionarios han estado aceptando pedidos desde el pasado verano.

Destacado

Opel GT – El coupé de culto de los años `60 y`70

“Sólo volar es más divertido” –este eslogan se ha convertido en todo un clásico en la historia de la publicidad, e incluso es una frase de uso cotidiano en los países de habla alemana. Se le atribuyó a un vehículo que tiene su propia historia, ya que se convirtió en un clásico: el Opel GT. Su carrera despegó en 1965, cuando, par sorpresa de todo el mundo, Opel presentó un “Prototipo Experimental” aerodinámico en el IAA en Frankfurt, un coche que no encajaba en los procesos habituales de producción a gran escala en la Europa central. A la vista de su sensacional diseño, no fue ninguna sorpresa que la versión de producción estuviera en la calle apenas tres años después. Pero lo que muy pocos sabían era que Opel había sentado un precedente: por primera vez en Europa, un vehículo que se había presentado como “concept-car” pasaba a fabricarse en serie.

La historia de la creación del primer GT es fiel reflejo de la de uno de los mejores deportivos americanos. Quince años atrás, el Corvette de 1953 fue el primer coche del mundo que se presentó al público como un prototipo antes de ser llevado a la producción en serie. El GT de 2007 también ha seguido un camino parecido, y es un claro ejemplo de la cooperación transcontinental de GM. Como nuevo director de Opel, Bob Lutz desempeñó un importante papel en el lanzamiento del GT original en 1968, e inició la expansión de la gama de producto con una plataforma para un compacto deportivo biplaza con propulsión trasera. El lema: “¡Simple, puro, atractivo!” El coche concepto Solstice apareció en 2003, seguido del Vauxhall VX Lightning, cuyo desarrollo se llevó a cabo en el Estudio de Diseño Avanzado de GM en Coventry, Inglaterra. Por último, como complemento a los exitosos roadsters Pontiac Solstice y Saturn Sky en el mercado americano, llegó el Opel GT. Su interpretación del actual lenguaje de diseño Opel tuvo lugar en el Estudio de Diseño de GM Europa en Rüsselsheim.

El Opel Coupé de 1968 no podría negar una cierta similitud con el legendario Corvette americano del mismo año, ni tampoco quiso hacerlo. Siguió un nuevo estilo de diseño que se conoció como la “forma de botella de Coca-Cola”, que también puso de manifiesto de forma excepcional el Stingray. “Además de una apariencia fantástica, el deportivo de Opel estaba diseñado principalmente para convencer con su sofisticada aerodinámica”, explica Erhard Schnell, diseñador del GT en aquel momento. Un elegante frontal con faros escamoteables que rotaban alrededor de su eje longitudinal, generosos paragolpes, flancos estrechos en el área de las puertas, prominentes paragolpes traseros que se integran en la zaga con un marcado borde de separación y grupos ópticos posteriores circulares fueron las características claves del diseño del Opel GT.

“Los cinturones de seguridad son de serie; por favor, abróchenselos” – así rezaba la campaña de publicidad de Opel, que prometía a los ocupantes del GT una aceleración sobresaliente. Las cualidades dinámicas de este deportivo biplaza de 90 CV eran verdaderamente de lo mejor de su clase a finales de los años `60. Con su motor de 1,9 litros, el Opel GT aceleraba de 0 a 100 km/h en 10,8 segundos, y alcanzaba una velocidad máxima de 185 km/h. Hace casi 40 años, eso era ser realmente un coche rápido. Por ejemplo, el Opel Rekord 1.9, el tope de la gama en el segmento de las berlinas medias por aquel entonces, tenía una velocidad máxima de 160 km/h. El umbral de los 200 km/h era como la barrera del sonido, y sólo había sido cruzado por los “muscle-car” de esa generación, como el Mercedes 280 SE 3.5 con un motor V8 de 200 CV. El Porsche 912 –considerado frecuentemente como un coche con la estética del 911 y con motor de 4 cilindros y 90 CV, igual que el Opel GT – también alcanzaba los 185 km/h de velocidad máxima, pero necesitaba 12,5 segundos para pasar de cero a 100 km/h.

El comportamiento deportivo del GT de 1968 basaba su excelente rendimiento en un chasis con una suspensión delantera independiente de dobles brazos superpuestos y un eje rígido posterior con muelles helicoidales, brazo longitudinal de control y una bieleta lateral.

¿Sabías que…?

  • …¿Desde 1968 hasta 1963 se produjeron exactamente 103.464 unidades del Opel GT? El GT es un objetivo permanente de los coleccionistas, y una unidad bien conservada puede costar una fortuna.
  • … ¿El 85 por ciento de la producción total del GT se dedicó a la exportación, y que 70.222 unidades (cerca del 70 por ciento) se vendieron en el mercado americano?
  • … ¿La carrocería en bruto del GT corría a cargo del especialista francés Chausson (Reims), mientras que Brisonneau & Lotz, en Creil, al norte de París, se encargó del lacado, del cableado eléctrico y del equipamiento? El montaje final del coche se llevaba a cabo en Bochum, donde a la carrocería se le unían el chasis y el grupo propulsor. Bochum era también el centro de montaje del Kadett, sobre el cual estaba basado el GT.
  • … ¿El espacio para el motor de 1.9 litros que también utilizaba el Rekord era tan reducido que hubo que realizar un abombamiento –el “Power dome”- en el capó, y que la hubo que sesgar la culata en su sección frontal? ¡El “Power dome” no era sólo para llamar la atención!
  • … ¿El coche concepto Aero GT con techo escamoteable se presentó en el IAA de Frankfurt en 1969? Uno de los dos prototipos se encuentra hoy en día en la colección de clásicos de Opel.
  • … ¿A mediados del año 1971, el nieto del fundador de la compañía, Georg von Opel, alcanzó los 188 km/h en el circuito de Hockenheim a los mandos de un Opel GT transformado que funcionaba con propulsión eléctrica? Al año siguiente, un equipo formado por pilotos de carreras y periodistas especializados batieron 20 récords mundiales en el Centro de Pruebas de Opel en Dudenhofen con motivo del “Record Mundial Diesel GT” en 1972.
  • … ¿Hubo varias razones por las cuales en agosto de 1973 cesó la producción? Entre ellas se incluyeron los requerimientos por parte del mercado americano (el más importante de cara a la exportación) para montar paragolpes delanteros más voluminosos, que no encajaban con el estilo del coche, así como el hecho de que Brisonneau & Lotz fue adquirida por Renault, lo que significaba el fin de la relación contractual con Opel.
  • … ¿Robert A. Lutz, Vicepresidente de GM y Responsable de Desarrollo de producto fue en cierto modo el padrino de los Opel GT? En 1968, desde su posición como directivo en Opel, desempeñó un papel decisivo al acelerar la decisión de iniciar la producción en serie, y también dio luz verde a la nueva gama de roadsters de GM, el Solstice, el Sky y el GT.

Destacado

Saturn y Opel, socios para nuevos vehículos en Norteamérica y Europa

La integración de recursos y conocimientos a nivel transcontinental dentro de General Motors crece cada año. Un ejemplo es la cada vez más importante alianza bilateral en diseño y tecnología entre Opel en Alemania y Saturn en los Estados Unidos. Los últimos ejemplos de esta colaboración transatlántica son el Opel GT y el Saturn Astra.

El Saturn Astra se fabricará junto al Opel Astra en la Planta de Amberes, y compartirá casi todos sus componentes. Mientras que el Astra está destinado al mercado americano, el Opel GT puede literalmente dejar su estela en el Atlántico, ya que será un reflejo de este programa al compartir fábrica y componentes en Wilmington, Delaware, con el Saturn Sky roadster.

Saturn es una de las marcas más recientes de GM, que comercializa sus vehículos exclusivamente en los Estados Unidos y Canadá. La marca está centrada en ofrecer productos innovadores, de calidad y alta tecnología, favorable relación valor/precio y un servicio al cliente ejemplar. Creada en 1985 con el objetivo de captar nuevos compradores hacia GM, Saturn tomó su nombre del cohete que llevó a los astronautas americanos a la luna durante la carrera espacial con la URSS en los años `60.

El primer vehículo de la marca salió de la cadena de montaje a las 10:57 a.m. del día 30 de julio de 1990 en una nueva factoría en Spring Hill, Tenessee. Las ventas se iniciaron el 25 de octubre de 1990, así como la filosofía innovadora de ventas de la marca. Los concesionarios Saturn venden exclusivamente vehículos de la marca, ofreciendo precios atractivos “sin regateo” y una experiencia en ventas y servicio orientada al consumidor.

El lanzamiento de la berlina media de la Serie L en 1999 supuso el primer intento de cooperación entre Saturn y Opel, con un nuevo vehículo derivado de la plataforma y gama de motores del Opel Vectra de ese momento. Desde entonces, la colaboración entre las dos marcas, ambas sólidamente consolidadas en sus respectivos mercados locales, se ha ido incrementando continuamente. En la actualidad, las dos marcas comparten tecnología y numerosos componentes para los nuevos crossover Opel Antara y Saturn Vue, los Opel Vectra y Saturn Aura en el segmento de las berlinas medias, así como el anteriormente mencionado Astra, GT y Sky. Cuando el Astra debute en la gama a finales de 2007, ningún modelo de Saturn habrá estado en el mercado más de 20 meses consecutivos, proporcionando a la marca una de las líneas de producto más “frescas” de toda la industria.

“El Astra es el complemento perfecto a la gama Saturn”, afirma Bob Lutz, Vicepresidente de GM. “Es otro ejemplo de cómo General Motors puede reforzar nuestras marcas a través de la cooperación transcontinental. Saturn y Opel son un complemento natural. Comparten perfiles de clientes similares y posicionamiento como marca en sus respectivos mercados. Su colaboración significa que cada marca tendrá una gama de productos amplia y fuerte, que atraerán a compradores en Norteamérica y en Europa”.

Diseño

Belleza dinámica, la nueva interpretación del roadster

  • Proporciones clásicas − poderoso aspecto, con una silueta afilada y cortos voladizos
  • Personalidad inconfundible, con un impresionante frontal y rasgos muy marcados
  • Silueta típica de roadster, con techo de lona a medida

Con su afilado y excitante diseño, el nuevo Opel GT personifica el roadster por excelencia de una forma contemporánea y moderna. Sus líneas afiladas contrastan con el aspecto musculoso que proporcionan las superficies curvas, creando una apariencia extraordinariamente dinámica que otorga al GT una personalidad propia inconfundible. Y sus características proporciones —ancho, de línea estilizada, con un capó alargado y voladizos cortos— le convierten en el máximo exponente de su categoría. Las llantas de aluminio de 18 pulgadas con un nuevo diseño de cinco radios enfatizan su carácter deportivo, al igual que el techo de lona, que desaparece por completo bajo un cobertor para ofrecer una conducción más divertida, y que se integra suavemente en la silueta del coche cuando está cerrada.

La apariencia del nuevo roadster supone una clara manifestación de las características típicas de su género, así como de los elementos de diseño propios de Opel:

  • Ancho, con capó alargado de apertura hacia delante y voladizos cortos
  • Llamativo frontal con amplias entradas de aire con diseño tipo “panal”
  • Franja cromada en la parrilla delantera con el logo de Opel integrado
  • Capó con el característico pliegue central y entradas de refrigeración
  • Marcados grupos ópticos de tres proyectores en cristal transparente que se integran en los paneles laterales de la carrocería
  • Frontal definido en forma de “V” con prominentes grupos ópticos
  • Paragolpes envolventes con acanaladuras y contorno típico de roadster
  • Techo de lona de perfecto acoplamiento

Las características especialmente deportivas del GT incluyen amplias tomas de ventilación con el borde cromado en el capó, las ranuras en el paragolpes delantero con su dinámico contorno horizontal típico de Opel —como en el Antara—, la doble salida de escape y las “jorobas” gemelas tras los reposacabezas de los asientos.

Estas últimas no son solo reminiscencias de diseño de los roadsters y de la competición, sino que también cumplen una función aerodinámica al reducir las turbulencias. El marco del paragolpes y el guarnecido que bordea el compartimento para el equipaje, ambos acabados en color plata, acentúan el característico aspecto del coche. El GT está disponible en siete colores, incluyendo tonalidades como el amarillo efecto luz del sol, o el azul Eifel.

El ergonómico puesto de conducción, con el volante forrado en material antideslizante, asientos de contorno deportivo e instrumentación con bordes cromados, está diseñado para practicar una conducción deportiva. La corta palanca de cambios contribuye de considerablemente a la diversión al volante con su tacto firme y preciso; sus cortos recorridos permiten rápidos cambios de marcha desde una posición de conducción típica en los vehículos roadster. Los clientes que elijan el paquete Premium, que incluye asientos tapizados en piel con costuras a la vista y guarnecidos en piel en las puertas, tienen la oportunidad de elegir entre la tapicería clásica en color negro o una combinación bitono en negro y rojo cobalto. La apariencia tecnológica de las estructuras superficiales, acentuadas con las terminaciones cromadas y lacados en negro piano, subrayan el ambiente deportivo, mientras que los mandos de la climatización cromados e iluminados suponen una evidencia más de que los diseñadores del GT prestaron especial atención al detalle.

El diseño del roadster se inspiró en los “concept-car” Solstice de 2002 y Vauxhall VX Lightning de 2003 nacidos en el Estudio de Diseño Avanzado de GM en Coventry, Inglaterra. El desarrollo del nuevo Opel GT es un perfecto ejemplo de la colaboración transcontinental dentro de GM. Proviene de la decisión de ampliar la gama de productos con un deportivo compacto de tracción trasera. El diseño final del Opel GT se llevó a cabo de forma conjunta en los estudios de diseño de GM Europa en Rüsselsheim y en Detroit, bajo la dirección de Bryan Nesbitt.

“Una Deportiva Silueta con Voladizos Muy Cortos”

Tres preguntas a Bryan Nesbitt, Director Ejecutivo de Diseño de GM Europe

El primer Opel GT fue un hito en la historia del diseño de automóviles ¿Esto no ha dificultado a los diseñadores el crear un sucesor?

En realidad el panorama del mercado ha cambiado desde los lanzamientos del GT original. La imagen de los coches se ha vuelto cada vez más dramática. Nuestra intención ha sido capturar alguno de los efectos emocionales del GT. Podrán reconocer similitudes, como el paragolpes delantero y las largas proporciones del capó, pero reinterpretadas desde la moderna perspectiva en la que destacan los modelos Opel actuales. Pero es muy importante destacar que, al igual que el GT original, el modelo actual comunica visualmente que es un coche para divertirse conduciendo.

Además, tenemos grandes ventajas al crear un modelo de nicho, como un roadster: Normalmente tienes más libertad dada la imagen más singular que se busca en un modelo de este tipo frente a un coche de gran volumen.

¿Cuáles son las características típicas de un roadster deportivo?

Las proporciones juegan un papel fundamental en establecer la apariencia general del coche. El coche es ancho y plano. Su silueta curvilínea, con una gran distancia ente ejes y cortos voladizos y las llantas de 18 pulgadas colocadas en las esquinas, son los ingredientes principales de su diseño.

¿Dónde se ha desarrollado el diseño del GT?

En Europa. El diseño del GT se inspira en el del coche de concepto Vauxhall VX Lightning, que fue desarrollado en 2003 por el Centro de Diseño Avanzado de GM en Inglaterra para celebrar el Centenario de la Marca. La realización de la forma final del GT se ha llevado a cabo conjuntamente en el Centro de Diseño de GM en Detroit y en el Centro de Diseño de GM en Rüsselsheim. Con un enfoque internacional en el diseño, utilizamos las mejores ideas de las diferentes propuestas y un equipo de diseñadores muy experimentados, para crear nuevos y actuales vehículos que llamen la atención de nuestros clientes y despierten su pasión por conducir un roadster y por la marca Opel.

Bryan Nesbitt, fue nombrado Director Ejecutivo de Diseño de GM Europe en Febrero de 2004. En su puesto es responsable de todas las actividades de diseño de las marcas Opel / Vauxhall, Saab y algunos modelos saturn. Nacido en 1969 en Phoenix, Arizona, Nesbitt está licenciado por el Centro de Arte del Colegio de Diseño de Pasadena, California. También ha estudiado arquitectura y diseño industrial en el Instituto de Tecnología de Georgia.

Carrocería

Innovador proceso de producción

  • Estructura rígida con vigas laterales hidroconformadas, como en el Corvette
  • Proceso de producción según el “Sistema de Fabricación Global de GM”

La plataforma del Opel GT, compartida con sus exitosos homólogos americanos Pontiac Solstice y Saturn Sky, se desarrolló desde el principio para satisfacer las especiales demandas que requería diseñar un deportivo biplaza de estas características. El chasis se ensambla utilizando una serie de procesos de fabricación y montaje diferentes: distintas estructuras formadas por tubos de acero hidroconformados —con una alta relación resistencia-peso— y por los métodos convencionales de estampación se unen utilizando soldadura por puntos, soldadura MIG y adhesivo, para conseguir un chasis extremadamente rígido, algo necesario en un deportivo descapotable.

El Opel GT se ensambla en la factoría de Wilmington/Delaware, en los Estados Unidos, según el “Sistema Global de Manufacturas – GMS- de GM”, centrado en la calidad. Implementado en todo el mundo, este sistema se basa en cinco conceptos clave: calidad de fabricación, estandarización, mejora continua, tiempos de entrega reducidos y la participación del personal, incluyendo la responsabilidad compartida para la gestión de la calidad.

La estructura de tubos hidroconformados, que se inicia en el paragolpes delantero y recorre de principio a fin los lados izquierdos y derecho del armazón hasta el paragolpes trasero, proporciona al vehículo una base extremadamente sólida. El único vehículo que también utiliza un chasis con este tipo de estructura hidroconformada es el Chevrolet Corvette, y por la misma razón: la elevada relación rigidez/peso de un chasis hidroconformado proporciona enormes beneficios en un deportivo potente.

Las láminas de chapa hidroconformadas utilizan la presión del agua para ayudar a crear la piel del vehículo. El proceso es más lento y más preciso que los métodos convencionales de estampación, y ofrece la ventaja de proporcionar una mayor profundidad de trazado, lo cual permite a los diseñadores una mayor libertad creativa. Únicamente con la técnica de hidroconformación es posible conseguir las formas curvadas del largo capó, de las puertas y de los paneles traseros del Opel GT.

Con procesos de estampación convencionales no habría sido posible alcanzar los mismos resultados.

Construcción mixta, similar al Corvette

Los bajos de la carrocería –incluyendo el largo túnel central están soldados a la estructura tubular. Para conseguir una superficie plana para la zona de los pies en las dos plazas se recurre a un proceso de construcción mixta similar al utilizado en el Corvette, soldando paneles por encima de las secciones onduladas. Durante la producción se emplean metidos de ensamblaje exclusivos para alcanzar la mayor rigidez posible, como tecnología de soldadura MIG y unión mediante adhesivos. La tecnología MIG (Metal Inert Gas) de soldadura por gas inerte es un proceso de soldadura especial por arco eléctrico en la que el punto a soldar se rocía con un gas protector. La soldadura MIG se utiliza en el Opel GT para los soportes y otras estructuras del chasis y de la carrocería. Aquí la clave es la accesibilidad, y en parte fue necesario al recurrir a un chasis de tubos hidroconformados, cuyas secciones cerradas no permiten acceder al interior del tubo.

La estructura frontal del tablero y el marco del parabrisas —creados a partir de componentes de acero moldeado que se sueldan para formar una unidad— se fabrican de forma separada del resto del chasis. Aunque no ejercen una función portante, incrementan la rigidez torsional. Después del proceso de pintado, cada unidad se equipa con el panel de la instrumentación, volante y controles de la dirección, pedalier y resto de elementos relacionados. El subchasis que forman la viga frontal y el marco del parabrisas se une al bastidor durante el proceso general de ensamblado del vehículo colocándolo sobre los pilares del chasis principal utilizando como método de unión un adhesivo industrial –un proceso que también se utiliza en la moderna industria aeronáutica aplicado en el borde inferior. Durante el proceso de secado, una serie de pernos localizados en las bisagras de los pilares se encargan de mantener la unión. Utilizando un diseño modular parecido, la sección superior de la parte trasera y el compartimento del maletero se ensamblan previamente a partir de material compuesto reforzado con fibra de vidrio.

En caso de accidente, la técnica de unión mediante adhesivo puede utilizarse para una amplia variedad de procedimientos de reparación de bajo coste. El nuevo Opel GT es un coche representativo de su categoría por su facilidad de reparación, y está bien clasificado por las compañías aseguradoras a pesar de su elevado nivel de prestaciones. El diseño modular de su carrocería, la inteligente disposición de sus componentes (como por ejemplo el radiador, por detrás y alejado del limitador de impactos), la posibilidad de reparar por secciones y el chasis de acero hidroconformado también reparable contribuyen al favorable índice del coche para las compañías aseguradoras.

Un proceso complejo para conseguir acabados precisos

Todos los componentes exteriores de la carrocería se pintan por separado de la estructura del chasis antes del ensamblaje. Las distintas partes son lacadas por grupos para asegurar que se consigue el color deseado. Este proceso de pintado independiente permite el color especial de algunas partes de la carrocería, como el acabado en plata del marco del parabrisas y de los embellecedores por detrás de los reposacabezas del conductor y del pasajero.

La línea de ensamblaje de Wilmington funciona principalmente de forma manual. Muchos de los 1.800 empleados son especialistas entrenados en los precisos procesos de fabricación manual de carrocerías. Aparte de unas cuantas estaciones de robots, el roadster se produce de forma completamente manual.

Motor y chasis

Potencia en cualquier situación gracias a su motor de alta tecnología

  • Sus características innovadoras incluyen inyección directa, distribución variable y turbocompresor
  • Configuración clásica: suspensión de paralelogramos superpuestos y perfecta distribución de pesos.

Ningún otro motor Opel ha alcanzado antes una potencia específica de 132 CV por litro. El nuevo motor del Opel GT es el complemento perfecto a la dinámica apariencia del coche. El motor de 4 cilindros y 1.998 cm3 fabricado en aluminio también ofrece un rendimiento impresionante comparado con sus rivales, gracias a sus características de alta tecnología como la inyección directa de gasolina, el turbocompresor de doble entrada “twin-scroll” con intercambiador de calor, el doble variador de fase y dos árboles de equilibrado. Su potencia máxima de 264 CV/194 kW a 5.300 rpm y una curva de par que se mantiene en los 353 Nm entre 2.500 y 5.000 rpm aseguran una gran capacidad de respuesta en cualquier situación. El roadster acelera de 0 a 100 km/h en sólo 5,7 segundos, y alcanza una velocidad máxima cercana a los 230 km/h, lo cual es más que un valor especulativo para un roadster. El consumo medio es de 9,2 litros de gasolina súper sin plomo por cada 100 kilómetros (ciclo combinado). Desarrollado conjuntamente con los ingenieros de GM Powertrain a ambos lados del Atlántico, el motor ECOTEC está basado en el bloque de 2.2 litros de inyección directa disponible en la gama Vectra desde 2004, y en el 2.0 Turbo que debutó en el Vectra GTS en la primavera de 2003.

La combinación perfecta: inyección directa y turbocompresor

La inyección directa de gasolina del Opel GT asegura una mejor combustión de la mezcla que en un motor de inyección convencional. Una bomba de gasolina de alta presión accionada por el árbol de levas se encarga de aumentar la presión del combustible hasta 155 bares –cuando el motor está al ralentí, la presión de inyección es de 50 bares. El combustible es conducido desde el depósito mediante una bomba eléctrica. Los inyectores están situados por debajo de los conductos de admisión. La forma especial de la cabeza del pistón genera un movimiento de torbellino en la mezcla alrededor de la bujía, ubicada en posición central. Una combustión completa y controlada permite que la relación de compresión sea especialmente elevada para tratarse de un motor turboalimentado, 9,2:1, lo cual favorece el consumo con carga parcial.

El motor de cuatro cilindros turboalimentado funciona de acuerdo con el principio “twin-scroll”. Una geometría especial en el propio turbocompresor y en el colector de escape permite separar los gases del primer y el cuarto cilindro por un lado, y del segundo y del tercero por el otro. Las pulsaciones de ambas corrientes de aire se dirigen a unos conductos especiales y se combinan por delante de la turbina. Separar las dos corrientes de gases de escape antes de que alcancen la entrada a la turbina permite optimizar su flujo dinámico. La presión ya empieza a aumentar con fuerza a unas 1.400 rpm, y los requerimientos sobre el pedal del acelerador se convierten de inmediato en una poderosa aceleración. La presión máxima de soplado del turbocompresor es de 1,38 bares. Otras características importantes del extremadamente compacto turbocompresor incluyen una válvula de descarga electromagnética, control de vacío y una turbina del rotor optimizada para una máxima eficiencia. A una determinada presión de vacío se abre una válvula que dirige el aire de nuevo a la entrada del compresor, manteniendo así alto su régimen de giro. De esta manera, al volver a demandar aceleración, la presión del turbo está disponible de nuevo de forma inmediata. Para incrementar la eficiencia de la sobrealimentación, antes de que el aire previamente comprimido entre en la cámara de combustión se rebaja su temperatura unos 100 grados Celsius en un intercooler.

Para el GT, Opel utiliza la segunda generación de su motor de aluminio reforzado; en particular, se han reforzado los cojinetes del cigüeñal y las paredes de los cilindros. La elevada capacidad de carga térmica de este motor de alto rendimiento facilita la refrigeración de los pistones mediante chorro de aceite, y la de las camisas de los cilindros, que se prolongan hacia la parte inferior. Los pistones de aleación de aluminio trasfieren la potencia al cigüeñal a través de unas bielas forjadas.

Doble variador de fase inteligente

Mediante la unidad de control electrónica, los cuatro árboles de levas pueden ajustarse por medio de un disco rotatorio de accionamiento electro hidráulico para adaptar los tiempos de apertura de las válvulas a la carga del motor. Con mucha carga a bajas revoluciones, la distribución variable continua también asegura el que el turbocompresor responda más rápidamente. Las válvulas de escape están rellenas de sodio, y los gases son conducidos hacia el tubo de escape mediante un colector de acero inoxidable. Todas las válvulas están accionadas mediante empujadores con rodamientos de baja fricción.

El motor también cuenta con dos árboles de equilibrado contrarrotantes, una cadena de distribución de bajo mantenimiento y un filtro de aceite de carcasa integrada fácilmente accesible desde la parte superior. Sólo es necesario sustituir el cartucho cuando se cambia el aceite, y el momento adecuado para este cambio se refleja en un display que muestra los intervalos de servicio. Diversos sensores miden el índice de utilización del aceite sintético basándose en parámetros como el número de arranques en frió y las chispas totales que producen las bujías. Las propias bujías sólo necesitan ser sustituidas cada 160.000 kilómetros, y el refrigerante, tras 240.000 kilómetros.

Un bastidor de configuración clásica

Para el Opel GT, los ingenieros diseñaron un bastidor de configuración clásica basado en un chasis muy rígido, anchas vías (1.543/1.561 mm delante/detrás) y una batalla de 2.415 mm. La suspensión es de paralelogramos deformables con triángulos superpuestos de aluminio forjado en las cuatro ruedas, el centro de gravedad está posicionado muy bajo, y la distribución de pesos de 51:49 (delante/detrás) resulta equilibrada. La caja de cambios manual es de 5 velocidades, con palanca de cortos recorridos y tacto deportivo, y el diferencial de deslizamiento limitado asegura la capacidad de propulsión. Una viga de refuerzo situada entre la transmisión y el eje trasero contiene los efectos de reacción al acelerar o decelerar. Todas las ruedas están equipadas con grandes discos de freno, y también se incluyen los sistemas de seguridad ABS y ESP, el cual, al igual que ocurre con el control de tracción, puede ser desconectado.

Destacado

Ciudad, carreteras de montaña y autopista – Los tests de pruebas más exigentes

Colinas onduladas y densos bosques, castillos pintorescos, curiosas casas con estructura de madera – no es una sorpresa que el idílico bosque de Odenwald sea uno de los lugares más visitados en el sur de Hesse. Sin embargo, los componentes del equipo de desarrollo de Opel no están muy interesados en las atracciones turísticas, sino en la exigente variedad de las carreteras cuando prueban un nuevo modelo al límite a lo largo de un recorrido estandarizado de 200 kilómetros –un rito de iniciación que cada nuevo modelo de Opel ha tenido que superar durante los dos últimos años.

Como con todos los modelos de Opel el ambicioso reto era recorrer 100.000 kilómetros en apenas 26 semanas. Para un conductor medio, recorrer la misma distancia llevaría entre cuatro y siete años. “Durante esta prueba de larga duración, evaluamos minuciosamente el vehículo continuamente desde el punto de vista de nuestros clientes”, explica Michael M. Meyer, Director de las Pruebas de Resistencia y Calidad. Dos Opel GT estuvieron funcionando de manera continua desde las 6:15 a.m. hasta las 10 p.m., de lunes a viernes, recorriendo cuatro circuitos que totalizaban 850 kilómetros por día y coche.
Los GTs regresan al centro de desarrollo tras cada recorrido, para que los conductores especialmente entrenados puedan transmitir inmediatamente la información sobre su trabajo. Al final de cada turno, el ingeniero analiza cómo fue el recorrido. “Debido a la proximidad de nuestro centro de desarrollo, tenemos datos de última hora”, afirma Meyer. “La naturaleza variada del recorrido también fue importante”. La mayoría del circuito se compone de autopistas y carreteras de montaña, aunque se eligió a propósito un tramo de cuatro kilómetros de carretera en muy malas condiciones de mantenimiento. Una cosa debe quedar clara sobre este proceso de evaluación: ser piloto de pruebas no tiene nada que ver con las carreras. La seguridad y un cumplimiento estricto de todas las normas de tráfico y de los límites de velocidad forman parte integral de las pruebas”, añade Meyer.

Esta entrada fue publicada en Opel. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario