Nuevo Alfa 156 y Alfa 156 GTA

En la historia reciente de Alfa Romeo, hay una fecha que señala el giro de la fortuna comercial y de imagen de la Marca. Es el 9 de octubre de 1997, día en el que se presentó en Lisboa el Alfa 156 ante la prensa internacional. En ese momento, Alfa Romeo recobró por completo su tradición, así como el puesto que le corresponde en el restringido círculo de fabricantes de coches deportivos de prestigio.

Después llegaron otros modelos que confirmaron el relanzamiento de la Marca: desde el buque insignia 166 hasta el brioso Sportwagon, llegando al más reciente y apreciadísimo compacto Alfa 147. Pero el nuevo curso de Alfa Romeo se inició con la aparición en el mercado del 156, una berlina media que volvía a proponer todo el patrimonio de deportividad y excelencia motorística de la Marca en una línea limpia y elegante de escuela italiana.

Los resultados no se hicieron esperar. Apreciado por los profesionales que lo eligieron “Coche del año 1998” (premio al cual se añadirían, posteriormente, otros 35 reconocimientos) y por los conductores, que en sólo cuatro meses solicitaron noventa mil unidades, el nuevo automóvil hizo escuela rápidamente en las demás casas automovilísticas. En poco tiempo, todas adoptaron los motores turbodiesel realizados con esa tecnología “Common Rail” aparecida por primera vez en la berlina Alfa.

Desde entonces han pasado cuatro años, en los cuales el Alfa 156 ha confirmado su éxito. Vendiendo, entre berlina y Sportwagon, poco menos de medio millón de ejemplares en todo el mundo. Conquistando un puesto importante en el segmento D europeo, donde ha triplicado ampliamente la cuota Alfa Romeo: de 0,7% del 1996 a 3,2% en el año 2001. Trasladando su impulso propulsor a las ventas totales de la Marca, que en Europa han pasado de las 117.500 de 1996 (0,9%) a las 202.100 de 2001 (1,4%), con un incremento del 72%.

Hoy el modelo confirma su vitalidad presentando al público los Nuevos Alfa 156 y Sportwagon, dos automóviles que de las versiones anteriores sólo mantienen la línea exterior (muy apreciada por los conductores de todo el mundo) y el carácter de fondo, formado por una brillante personalidad y excepcionales cualidades dinámicas. Por lo demás, cambian profundamente, ofreciendo: mejores prestaciones, más seguridad, un rico equipamiento telemático e interiores aún más completos.

Y no sólo esto. El Nuevo Alfa 156 completa su gama presentando dos automóviles completamente nuevos. Se trata del Alfa 156 GTA y del Sportwagon GTA, dos modelos que representan la interpretación absoluta de los valores de la Marca y hacen revivir el mito de una sigla con la cual, a mediados de los años sesenta, el Giulia Sprint dio vida al eslogan “Una victoria al día con el coche de todos los días”.

Sobre esa base debutan ahora dos automóviles bellos, deportivos, ideales para el uso diario y sin embargo capaces – en determinadas situaciones – de garantizar las sensaciones de la pista.

Los Nuevos Alfa 156 y Sportwagon

Más prestaciones para los Nuevos Alfa 156 y Sportwagon. En este campo, el modelo juega, una vez más, la carta de la tecnología motorística sofisticada, presentando un propulsor inédito que es la interpretación Alfa Romeo del motor de gasolina de inyección directa. Se denomina JTS (Jet Thrust Stoichiometric), y es el primer motor de gasolina de inyección directa con una potencia específica superior a 60 kW/l y un par específico de más de 100 Nm/l, que garantiza las prestaciones de un 2.3, consumiendo -con respecto a éste- el 10% menos.

El nuevo motor, de diseño revolucionario, reduce los consumos valiéndose del sistema de la mezcla pobre de carga estratificada en regímenes de rotación de hasta 1500 r.p.m. Por encima de este nivel, utiliza toda la potencia del motor para aumentar las prestaciones. Sin contar con que, con respecto a otros motores de mezcla pobre, adopta el catalizador de tres vías habitual, puede utilizar la gasolina normal actualmente disponible en lugar de la gasolina con bajo contenido de azufre, y ya cumple los rigurosos límites de emisión establecidos por la norma Euro 4.

Junto al nuevo 2.0 JTS (sigla destinada a distinguir toda una familia de futuros motores Alfa Romeo), se encuentran el turbodiesel 2.4 JTD con potencia aumentada de 140 a 150 CV, la versión 2.0 JTS Selespeed ha sido optimizada según los principios de funcionamiento del cambio secuencial y, obviamente, los ya conocidos 1.6 T. Spark, 1.8 T. Spark y 2.5 V6 24V de gasolina. Además del turbodiesel 1.9 JTD. En conjunto, se trata de una oferta motorística que resalta el temperamento brioso del automóvil. Además de confirmar los datos referentes a las prestaciones.

Esta entrada fue publicada en Fiat. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario