Nuevo Alfa 147

 

Presentado en primicia mundial en el reciente Salón de París, debuta hoy en Italia el nuevo Alfa Romeo147 : heredero de un modelo triunfador que en cuatro años de comercialización no sólo ha alcanzado los ambiciosos objetivos marcados, sino que ha superado todas las expectativas. Lo dicen las manifestaciones de la prensa especializada que hasta el día de hoy le han concedido 27 premios, reconociéndole así la capacidad de expresar un concepto inédito de deportividad, en la que convergen elegancia, confort, seguridad y tecnología refinada. Entre ellas recordamos los reconocimientos de la crítica: del título de “Automóvil del Año 2001” al “Volante d’Oro”, del “Trophées du design 2000” al “Auto Importado del Año en Brasil 2002”. Y también de los lectores: “Auto Europa 1” en 2001 y “El coche que prefiero” en 2001, en 2003 y en 2004.
Resumiendo, el Alfa 147 ha sido un éxito de crítica, confirmado por la opinión de los casi 360.000 automovilistas europeos que lo han escogido desde octubre de 2000 a Sieptembre de 2004. Una respuesta halagadora más allá de las previsiones más optimistas y que demuestra como el Alfa 147 había interpretado perfectamente la misión que se le había confiado: realizar un salto de calidad respecto al modelo precedente y situarse firmemente en la parte alta del segmento, donde se agrupan los mejores compactos deportivos de prestigio.
En resumen, el Alfa 147, ha sabido mantener las promesas y conquistar importantes metas. El mérito reside, sin duda alguna, en la sólida base que fundamenta el modelo: de los mejores trazos de un estilo “made in Italy” a la mecánica más sofisticada y a la amplia gama de versiones diferenciadas según propulsores y cambios. A las que el modelo añade continuas novedades, manteniendo siempre alta la atención del público: del “5 puertas” al potente GTA, de las versiones CONNECT a las TI, de la adopción de los JTD a la del cambio Selespeed. Automóviles importantes, que han demostrado que el éxito de un automóvil es tanto vencer un desafío como un destello de intuición estilística mediado por los estudios sobre las nuevas tendencias del gusto, sobre las nuevas necesidades de la clientela, sobre las proyecciones referentes a la evolución del mercado y de los modelos de la competencia. Nace de una receta difícil, que se somete a la prueba del jurado más exigente: el tiempo. El auténtico éxito, de hecho, permanece a lo largo de los años. Y hoy espera al nuevo 147 para recoger el testigo.
El nuevo modelo ensalza el placer de la conducción todos los días transformando un sencillo viaje en una experiencia llena de emociones. Es la “predisposición natural” de un modelo que lleva en sus genes el deseo de competir pero sin excederse y distinguiéndose, en cambio, por su gran agarre a la carretera en cualquier situación y firme. Resumiendo una “deportividad adulta” que encuentra en el exuberante compacto una respuesta oportuna a la solicitud de potencia y prestaciones pero siempre con total seguridad. Y a estas cualidades propias de un “deportivo de raza”, el nuevo Alfa 147 añade ese toque de elegancia que le permite “desfilar” con un insuperable personalidad por las calles de las ciudades europeas. También está destinado a los que les gusta distinguirse con clase y, sobre todo, sin ostentación.
El nuevo compacto asegura prestaciones emocionantes y, al mismo tiempo, aquel “estilo italiano” que lo convierte en un automóvil de línea inconfundible, armoniosa pero también “musculosa”. Con respecto al modelo anterior, el Nuevo Alfa 147 propone una imagen renovada, tanto en su exterior como interior, además de ser más grande, más potente y con más personalidad. De hecho, introduce numerosas novedades en el campo de la mecánica y de los equipamientos, como el brillante 1.9 JTD 16v M-Jet de 150 CV, un inédito cambio robotizado, las nuevas suspensiones Confort y los dispositivos más sofisticados en el campo de la seguridad: VDC, ASR, ABS con EBD y airbags “de cortina”.
El Nuevo Alfa 147 estará a la venta a partir de noviembre.

Esta entrada fue publicada en Alfa Romeo. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario