Mercedes Benz España pide flexibilidad para los tiempos difíciles

· El objetivo es convertir la fábrica de Barcelona en una planta competitiva y rentable dentro del Grupo DaimlerChrysler.
· La inversión de capital y las líneas de negocio prometidas en 1999 se han cumplido.
· Mercedes Benz España garantiza 500 empleos a los colaboradores del centro industrial de Barcelona.

Durante los últimos años Mercedes Benz España y sus plantas industriales de Barcelona y Vitoria han hecho un gran esfuerzo para superar los tiempos difíciles por los que atraviesa el sector. La modernización de las instalaciones, la formación de los empleados y el control de costes han sido los pilares básicos en los que se ha basado la empresa para poder seguir siendo un referente en el mercado en cuanto a la calidad y a la rentabilidad.

Las actividades industriales de la planta catalana se organizarán en torno a tres áreas de negocio a partir de septiembre de 2003: La producción del bastidor, faldón y estribo del sucesor de la furgoneta Vito, la producción de recambios y el centro logístico de recambios Mercedes-Benz de proveedores españoles y portugueses. Con estas tres líneas industriales, una inversión cercana a los 30 millones de euros y una adaptación de los puestos de trabajo dentro de la misma empresa se espera llegar al objetivo de rentabilidad y competitividad marcado por la dirección.

En el año 1999 la dirección Mercedes Benz España fijó la necesidad de personal para la planta de Barcelona en 500 puestos a partir de agosto de 2003. Este volumen de empleo no se podrá alcanzar por el momento debido a la mala situación del mercado y al menor cumplimiento de lo esperado en cuanto a las expectativas de negocio del Centro de Recambios. Según la última evaluación del nivel de actividad previsto se estima que el nivel de empleo necesario para el centro catalán, a partir de septiembre del próximo año y para un periodo aproximado de dos años, sea de 410 empleos y que a partir de ese momento se alcanzarán los 450 empleos hasta finales de 2005. Mercedes-Benz, con el fin de adecuarse al volumen de empleo requerido, ofrece a sus empleados diferentes posibilidades como alternativas a un no planteado ajuste de empleo. Desde la dirección de la empresa se garantizan 500 puestos de trabajos a los trabajadores fijos de la plantilla catalana, ofreciendo al personal afectado por esta situación la recolocación interna en el centro industrial que la empresa alemana mantiene en Vitoria. Mercedes-Benz confirma asimismo su intención de llegar a los 500 puestos de trabajo en la planta de Barcelona tan pronto como el desarrollo de la actividad lo permita.

Esta entrada fue publicada en Daimler Crhysler, Mercedes Benz. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario