Mercedes-Benz Blue-Tec: pionero en rentabilidad y compatibilidad medioambiental

En octubre de 2006 ha entrado en vigor en toda Europa la directiva Euro 4 para vehículos industriales. DaimlerChrysler recurre en todas sus gamas de camiones a la innovadora tecnología diesel Blue-Tec para satisfacer las exigencias de esta norma. Todos los usuarios de vehículos industriales –desde el transporte de distribución y de larga distancia hasta el sector de la construcción, los servicios municipales y otros operadores de vehículos especiales– disponen de vehículos a la medida de sus requerimientos con tecnología diesel Blue-Tec. Tanto la robusta furgoneta de gran volumen Vario, el Atego, el Axor, el camión para el transporte de largas distancias Actros y el Econic como las dos gamas Unimog y la tractora para cargas pesadas Actros SLT: todos los vehículos industriales Mercedes-Benz incorporan de serie una técnica unificada. La mayoría de los compradores de un Axor o un Actros optan ya por la ejecución opcional Blue-Tec 5, que brinda mejores perspectivas de futuro.
DaimlerChrysler ofrece motores con tecnología diesel Blue-Tec desde comienzos del año 2005. El éxito de la nueva tecnología ha superado todas las expectativas: hasta la fecha se han vendido ya más de 35.000 camiones Blue-Tec, y los vehículos industriales Mercedes-Benz con motores Blue-Tec han recorrido ya unos 2.000 millones de kilómetros por toda Europa. A plena satisfacción de los clientes, como se manifiesta en la enorme demanda de la nueva tecnología: dos tercios de los camiones Euro 4 y Euro 5 que circulan actualmente por las carreteras europeas lucen la estrella de Mercedes en el frontal. Mercedes-Benz es el fabricante europeo de vehículos industriales con más experiencia en la utilización de Blue-Tec. A fecha de hoy, todos los fabricantes europeos de camiones se han decidido igualmente por la tecnología diesel SCR, al menos para sus vehículos de la gama pesada.
Blue-Tec es la tecnología más rentable para el cumplimiento de las nuevas exigencias legales
Con los camiones Mercedes-Benz, los clientes de DaimlerChrysler disponen de los vehículos más rentables de su entorno de competencia. La tecnología diesel Blue-Tec de los vehículos industriales Mercedes-Benz conjuga de manera singular los aspectos ecológicos y económicos: no sólo reduce las emisiones nocivas, sino también el consumo, ayudando a compensar el aumento del precio del combustible. Los camiones Mercedes-Benz Blue-Tec requieren menos combustible: del 2 al 6 % menos que los propulsores equipados con la antigua técnica Euro 3, y del 5 al 7 % menos que otras opciones tecnológicas para cumplir las exigencias de Euro 4. En un camión Axor o Actros con la nueva tecnología que recorra cada año unos 150.000 km, esto supone un ahorro de 1.500 a 2.000 litros de combustible. Las comparativas internacionales realizadas por revistas especializadas han demostrado que la nueva tecnología –especialmente la oferta temprana de vehículos poco contaminantes de la familia Blue-Tec 5– no es sólo la opción más favorable para el medio ambiente, sino al mismo tiempo la más rentable para el transportista.
Los propietarios de un camión Blue-Tec 5 se beneficiarán con antelación y durante muchos años de numerosas ventajas económicas. Algunos ejemplos: los camiones de 40 toneladas con homologación Euro 5 abonan en las autopistas alemanas un peaje hasta un 17 % más bajo. En vez de 12 céntimos por kilómetro, los camiones con tecnología Euro 5 pagan sólo 10 céntimos hasta octubre de 2009. En función del kilometraje, es fácil constatar que el ahorro en concepto de peajes supone varios miles de euros a lo largo de algo más de cuatro años. Por cierto: este ahorro no beneficia sólo a los transportistas alemanes, sino en la misma medida a los numerosos transportistas europeos que utilizan las autopistas alemanas en sus rutas de tránsito. Y Alemania no es el único país que ofrece incentivos económicos a los vehículos industriales especialmente poco contaminantes: en otros estados europeos están previstos o han entrado ya en vigor programas muy variados de promoción.
Junto a los camiones para el transporte de largas distancias, también los vehículos para distribución como el Atego se benefician de la mayor rentabilidad de la tecnología Blue-Tec. En pruebas comparativas internas ha podido comprobarse que el consumo de este camión es hasta 8 % inferior al de los camiones de los competidores en la misma categoría de peso equipados con recirculación de gases de escape EGR. A lo largo de la vida útil de un Atego Blue-Tec, el ahorro acumulado puede superar los 5.000 euros.
Blue-Tec es la tecnología con mejores perspectivas de futuro
Los valores límite contemplados en las nuevas directivas comunitarias, comenzando con Euro 4, no pueden cumplirse sin un equipo para depuración de los gases de escape. Se conocen dos tecnologías. Por un lado, limitar la producción de óxidos de nitrógeno en el motor mediante la recirculación de los gases de escape (EGR) y reducir las partículas en los gases a la salida del motor. La otra opción es la eliminación química de los óxidos de nitrógeno a la salida del motor mediante una reducción catalítica selectiva SCR: DaimlerChrysler denomina a esta tecnología Blue-Tec. Gracias a la estructura global del grupo de empresas, DaimlerChrysler posee extensa experiencia en ambas tecnologías, y ha optado por Blue-Tec para sus marcas europeas a causa de las condiciones específicas de los mercados de este continente. La tecnología Blue-Tec ofrece a los clientes de DaimlerChrysler un máximo de rentabilidad, fiabilidad y seguridad en el futuro. El principio básico de la SCR en los motores Blue-Tec consiste en convertir de forma precisa los óxidos de nitrógeno en las substancias inocuas nitrógeno y vapor de agua en un catalizador, utilizando amoniaco como agente reductor.
El amoniaco necesario para la reacción, se transporta a bordo en forma de una solución acuosa, inodora y no tóxica, denominada AdBlue. La infraestructura de suministro de AdBlue en las gasolineras públicas en Europa –desde el círculo polar hasta Andalucía, desde Irlanda hasta Moscú– está ya muy avanzada: los clientes disponen de más de 4.000 estaciones para repostar. Si lo prefieren, los operadores de flotas pueden gestionar el abastecimiento mediante surtidores propios de AdBlue o utilizando los flexibles bidones de 200 l. El contenido de un depósito de 90 litros es suficiente para recorrer hasta 7.500 km. Además, la tecnología Blue-Tec de Mercedes-Benz no exige emplear combustible diesel con bajo contenido de azufre, ni acorta los intervalos de cambio de aceite y de mantenimiento de los camiones. Para el Grupo DaimlerChrysler, la tecnología Blue-Tec no es sólo un éxito patente en el presente, sino también una inversión en el futuro. Blue-Tec constituye la base para el cumplimiento de futuras normas de protección medioambiental más severas. Por ejemplo, Euro 6: con Blue-Tec, DaimlerChrysler ha elegido el camino idóneo para satisfacer los valores límite de esta directiva. Se espera que la nueva norma entre en vigor en 2012 para todos los camiones industriales nuevos matriculados en Europa. Pero Blue-Tec no es una tecnología específica para el mercado europeo: dentro de tres o cuatro años, los países del área de NAFTA y Japón introducirán las directivas reguladoras de los gases de escape EPA 10 y JP 09 respectivamente. La base tecnológica de esta legislación será la técnica SCR.
Oferta de Blue-Tec para vehículos industriales Mercedes-Benz
Desde el año 2005, Mercedes-Benz ha ido introduciendo sucesivamente Blue-Tec como equipo opcional para todos los camiones Actros para el transporte de largas distancias. En febrero de 2005 salió a la venta el camión Actros para largas distancias con motor V6 y equipamiento Blue-Tec 4 o Blue-Tec 5; más adelante siguió el Actros con motor V8 para el tráfico de largas distancias con Blue-Tec 4 y Blue-Tec 5. El Axor con motor de cilindros en línea OM457 para el tráfico de largas distancias está disponible igualmente en ejecución Bl

Esta entrada fue publicada en Mercedes Benz. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario