MÁS NOVEDADES SEAT PARA EL SALÓN DE FRANKFURT Dos maneras de ser biplaza

SEAT presentará en el Salón de Frankfurt el Arosa Racer y el Arosa City Cruiser, dos interesantes estudios de diseño basados en el modelo más pequeño de su gama. Ambos modelos responden a perfiles muy definidos de clientes: el Arosa Racer al de conductores con veleidades de pilotos y el City Cruiser al de aquellos que optan por circular lujosamente por la ciudad.

Cada vez cobra más sentido el concepto de automóvil compacto biplaza, ya sea como utilitario urbano para una pareja con un bebé o como vehículo muy deportivo para compartir emociones con nuestro “alter” ego. La idea de un vehículo pequeño, dinámico y funcional “sólo-para-dos” es una de las tendencias en estudio por el área de Diseño del Centro Técnico de SEAT en Martorell.

El Arosa Racer es un auténtico mini-deportivo de estética impactante y sugerente, que bien podría convertirse en base para el desarrollo de un vehículo de competición. Aligerado y con un interior “desnudo” de elementos como los asientos traseros, revestimientos y paneles laterales, el Arosa Racer propone una solución deportiva minimalista con la adaptación de equipamientos esenciales para conducir y disfrutar de la conducción. Asientos “baquet”, cinturones de tipo arnés con cuatro puntos de anclaje, una estética distintiva y llantas de aleación exclusivas de 15″ son detalles que refuerzan el carácter Racing de esta versión.

Desarrollado por el Centro Técnico de SEAT y el área de Investigación y Desarrollo de SEAT Sport, el Arosa Racer está dotado con un motor de 1.6 MPi de 16 válvulas y 125 CV (92 kw) de potencia acoplado a una caja de cambios de 6 velocidades, suspensión deportiva y neumáticos de perfil bajo, elementos que transmiten sensaciones y emociones extraordinariamente deportivas.

Por su parte, el Arosa City Cruiser es una propuesta muy atrevida, dirigida a quienes buscan circular a todo lujo por la ciudad. Un biplaza que puede sumar una tercera persona con la instalación de un asiento especial para bebé. A simple vista es un Arosa normal, que sólo se diferencia por su exclusivo color Gris Sombra. El interior dispone de un diseño modular, con el asiento del acompañante desplazado hacia la parte trasera y una amplia lista de accesorios: asiento para niños, nevera-calentador, “desk-top” para ordenador y arcón con compartimentos y transformable en maleta de viaje, entre otros elementos que disponen de anclajes específicos para fijarlos al suelo del vehículo.

El Arosa Racer y City Cruiser significan mucho más que simples ejercicios de estilo. Con ellos, SEAT busca afirmar no sólo la versatilidad de su modelo más pequeño, el Arosa, sino también el espíritu inconformista y temperamental que caracteriza al joven equipo de diseñadores y creativos del Centro Técnico de Martorell, una instalación donde nacen los sueños y las emociones de la marca española.

Esta entrada fue publicada en Seat. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario