Lancia en el 78° Salón Internacional de Ginebra

Elegancia y Temperamento son los valores que inspiran la presencia de Lancia en el salón de Ginebra. Una presencia que confirma las líneas guías anunciadas y definidas en las manifestaciones anteriores, a nivel de imagen corporativa, de integración con el público, y naturalmente a nivel de productos.
En este contexto, mediante una manifestación muy particular debuta Lancia Delta, el coche más esperado que será el único protagonista del stand durante la primera jornada dedicada a la Prensa internacional (en los siguientes días se expondrá toda la gama).
El stand se inspira en el “Lancia Fashion”, el concepto original presentado justamente el año pasado en el salón de Ginebra, al que se están adecuando de a poco los diferentes showroom Lancia en el mundo. Predomina el color negro que contrasta con la pureza del blanco y, se exalta con reflejos de luz azul. Los diseños y los materiales utilizados reflejan el cuidado y la calidad artesanal de los interiores en los modelos Lancia.
En el área, los visitantes tendrán acceso naturalmente al “Lancia Café” que también desde hace tiempo es una realidad fuera de los salones. Luego de la presencia en el Festival de Cine en Venecia, que dio otro impulso a la percepción de Lancia en la cotidianeidad del festival de actores y estrellas del espectáculo, la reciente inauguración del Lancia Café en el centro de Berlín fue el puntapié inicial de un plan de próximas inauguraciones en las principales capitales y ciudades europeas. Innovar el acercamiento al automóvil, transformándolo en una experiencia estética y sensorial que tiene en el café su ágora, es el concepto básico de la iniciativa. Los ciudadanos de las capitales europeas podrán de esta manera, entrar en contacto con Lancia de un modo nuevo. También lo podrá llevar a cabo quien visite al salón, en una atmósfera relajada, con toques típicamente “lounge”.
El aspecto más importante para tener en cuenta es que el look del stand es la parte evidente – la punta del iceberg – de un intenso trabajo de desarrollo del equipo, de los servicios, del marketing y de la red europea, llevado a cabo en los últimos dos años como soporte del debut de la más grande promesa de Lancia por las celebraciones del Centenario mantenidas en 2006: el Delta.

Esta entrada fue publicada en Lancia, Salones del automovil. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario