LA PRODUCCIÓN DEL AUDI Q7 A PLENO RENDIMIENTO

El nuevo Audi Q7 está demostrando ser también un gran éxito de ventas. A pesar de su reciente lanzamiento a principios de marzo, ya han sido recibidos más de 16.000 pedidos. Concretamente en nuestro país, se han solicitado ya un total de 1.470 Audi Q7.

El Q7 se lanza en la mayoría de los mercados europeos a finales de marzo, seguido de Estados Unidos y China en junio y del resto de los mercados en la segunda mitad del año.

“Las cadenas de producción echan humo”, dice el Dr. Jochem Heizmann, miembro del Consejo de Producción de Audi. El plan es aumentar la producción de las actuales 200 unidades por día a 300 a principios del verano. Heizmann opina: “Haremos uso de todos los recursos posibles para conocer las expectativas de nuestros clientes. Las medidas de organización ya introducidas, como la producción durante el periodo de vacaciones o la existencia de tres turnos de trabajo, nos permitirán alcanzar este objetivo. En el futuro, la producción anual se situará entre los 50.000 y los 70.000 vehículos”.

Construído en Bratislava, bajo la dirección de Audi, el Q7 introduce nuevos estándares en las áreas de diseño, prestaciones, comodidad, lujo y seguridad. La producción del nuevo Audi Q7 es un proceso genuino en su conjunto. Mientras que el ensamblaje final del vehículo se lleva a cabo en la ultramoderna planta en la capital eslovaca de Bratislava, las plantas alemanas de Audi en Ingolstadt y Neckarsulm suministran todos los elementos claves de la carrocería, así como un gran número de sus componentes. Los motores para el Q7 están siendo construidos en la planta húngara de motores de Audi en Györ. Un total de aproximadamente 3.000 trabajadores está implicado en la producción del Q7 en la planta de Eslovaquia. La inversión total en las plantas de producción del vehículo entra dentro del rango de más de cien millones de euros.

Esta entrada fue publicada en Audi. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario