El Nuevo Opel Vectra apunta al Liderazgo del Segmento Medio

  • Diseño expresivo que muestra la dirección de la marca
  • Generosa cantidad de espacio interior, gran confort y un amplio equipamiento de seguridad
  • Nuevo concepto de chasis IDS (Interactive Driving System – Sistema Interactivo de Conducción) con ESPPlus
  • Inversión de 1.500 millones de Marcos (767 millones de Euros) en la planta de fabricación de automóviles más moderna de Europa
  • El Vectra GTS, especialmente deportivo, con un motor 3.2 V6 de 211 CV

Con el nuevo Vectra, Opel inicia otro capítulo en su saga de tamaño medio de gran éxito, de la que hasta ahora se han vendido casi nueve millones de coches. La nueva gama, completamente rediseñada, es notable en particular por su generoso espacio interior, el gran nivel de confort, un concepto completamente orientado al conductor y una tecnología original. Con su llamativo diseño, el nuevo Opel Vectra dejará en las calles de Europa una muestra duradera de la imagen de la marca. La producción comenzará en enero de 2002 después de realizada una inversión de 767 millones de Euros (1.500 millones de Marcos) en la planta de fabricación de automóviles más moderna de Europa, en Ruesselsheim. El nuevo coche, que tiene un innovador sistema de chasis IDS (Interactive Driving System – Sistema Interactivo de Conducción) para ofrecer un comportamiento dinámico ejemplar, hará su primera aparición en público en marzo del próximo año durante la celebración del Salón del Automóvil de Ginebra. Poco tiempo después será lanzado al mercado.

Al principio, el nuevo Opel Vectra se lanzará como sedán de cuatro puertas, con motores ECOTEC de cuatro válvulas por cilindro de entre 100 CV/74 kW y 147 CV/108 kW (dos de ellos de gasolina y dos turbodiesel de inyección directa), y estará disponible opcionalmente por primera vez con una caja de cambios automática de cinco velocidades con función Active Select de funcionamiento manual. El especialmente deportivo Vectra GTS, que tiene dos volúmenes y la línea de techo similar a la de un coupé, estará también disponible con el motor de seis cilindros y 3.2 litros de 211 CV/155 kW. El Vectra más potente de todos los tiempos, que tiene un excelente par motor de 300 Nm, será añadido a la gama desde el verano de 2002. La nueva gama de modelos Vectra aumentará de forma consistente en los próximos dos años con la introducción de innovadores estilos de carrocería adicionales, motores y cajas de cambio. Conjuntamente con el progresivo incremento en la capacidad de producción de Opel, que incluye el ensamblaje en la modernizada planta de Ellesmere Port en Inglaterra, el nuevo Vectra cumplirá todos los requisitos para recuperar su posición de liderazgo del segmento medio en Europa.

En general, Opel ha tenido un gran éxito en este segmento a nivel mundial desde 1970. Las tres generaciones de Ascona, con unas ventas de 4,4 millones de unidades y las dos generaciones de Vectra con más de 4,5 millones de coches vendidos, son una clara prueba de ello. El último Vectra no ha sido solamente el coche más vendido en muchos países europeos, también ha mantenido de forma ininterrumpida el liderazgo de este segmento en Europa desde 1996 hasta 1998.

Una de los aspectos particularmente fuertes del nuevo Vectra es el chasis con sistema IDS (Interactive Driving System – Sistema Interactivo de Conducción). Este incluye, por ejemplo, un eje trasero multi brazo, dirección asistida electrohidráulica con cartografía electrónica de control y componentes de aluminio para reducir las masas no suspendidas. El resultado de todo ello es un comportamiento dinámico ejemplar, grandes reservas de seguridad y un confort de suspensión de primera clase. El equipamiento de serie del IDS se completa con el ESPPlus (de serie excepto en la versión básica), la ultima generación del sistema electrónico de estabilidad que se monta por primera vez. El “Plus” ofrece una diferencia fundamental frente a los sistemas convencionales ya que tres de las ruedas son controladas por los frenos, en vez de únicamente la rueda interior como ocurre con los sistemas convencionales, para ayudar a la estabilización del vehículo en casos de subviraje acusado. La situación es entonces corregida con mucha mayor sensibilidad y eficiencia y el coche tiene mayor maniobrabilidad.

Utilizando materiales ligeros y de alta resistencia, como las aleaciones de acero / boro, el magnesio y el aluminio, el vehículo diseñado también establece nuevos estándares en términos de estabilidad, seguridad, confort y calidad. La rigidez torsional de la carrocería se ha aumentado en un 74% frente a su predecesor, llegando ahora a los 18.000 Nm/grado y la resistencia a la flexión ha aumentado en un 62%.

El Vectra se caracteriza por un diseño compacto y práctico, con contornos claramente definidos que le hacen inmediatamente identificable. Es seguro que la gente notará su nuevo y espacioso formato. Gracias a la distancia entre ejes aumentada hasta los 2,70 metros (60 mm más larga), las vías más anchas (52 mm la delantera y 45 mm la trasera) y la mayor altura de la línea del techo (52 mm más alto), el nuevo coche tiene mucho más espacio interior que su predecesor. Con su sofisticada aerodinámica (Cx=0,28) y las amplias medidas de insonorización, el nivel de ruido del nuevo Vectra – tanto dentro como fuera – es ejemplarmente bajo.

En el interior, los nuevos altos estándares del Vectra se pueden apreciar en el diseño y en los materiales utilizados y, particularmente, en la variedad de equipamientos de serie y opcionales concebidos para ofrecer un mejor confort y mayor seguridad al conductor y a los ocupantes. Con una arquitectura electrónica completamente nueva, el nuevo Vectra incorpora, por ejemplo, climatizador electrónico inteligente de altas prestaciones con sensor de calidad del aire, una amplia gama de sistemas de información / comunicación, asientos delanteros ajustables en ocho posiciones y detalles como el sistema de control de presión de los neumáticos, sistema de ayuda al aparcamiento y limpiaparabrisas con sensor de lluvia. El equipamiento de seguridad pasiva incluye de serie airbags frontales, laterales y de cortina de gran tamaño, el sistema patentado por Opel de pedales retráctiles y un sistema de reposacabezas activos mejorado para proteger contra daños cervicales.

Con un diseño de fácil reparación, la completa galvanización de la carrocería (la garantía contra la perforación por corrosión es de 12 años), los largos intervalos de servicio (dos años o 30.000 kilómetros en los motores de gasolina y 50.000 kilómetros en los diesel), unas exhaustivas pruebas en todo el mundo y un estricto control de calidad, Opel garantiza que los futuros clientes del nuevo Vectra, puedan contar con costes de mantenimiento muy bajos y una gran estabilidad de su valor. Esto también se puede apreciar en la garantía ofrecida que aumenta hasta los dos años sin límite de kilometraje.

Esta entrada fue publicada en Opel. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario