El Mini blanco y naranja de Hamann en el Essen Motor Show

Escrito por Motorpasion
ImageLo bueno del Mini Cooper es que pueden ponerle cualquier cosa encima, desde las mas poperas hasta las más racing y sigue siendo bonito.

Vale, matizo esa frase en honor a la verdad: lo bueno del Mini Cooper es que pueden ponerle cualquier cosa encima y a los que nos gusta nos sigue pareciendo bonito.

Así que vamos a estrenar frase en Motorpasión: es de Hamann y me encanta. Claro, que sólo para un salón del automóvil, o puede que para el salón de casa si fuese suficientemente grande, porque al igual que la ropa de los diseñadores, es muy bonita para la pasarela pero no para llevar por la calle. Especialmente los neumáticos naranjas, que lógicamente iban a durar dos telediarios con ese naranja brillante.

Aún así es todo un logro para Hamann, buena combinación de colores y elegantes líneas que atraviesan la carrocería.

Esta entrada fue publicada en Coches Tuning. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario