El Grupo DaimlerChrysler satisfecho por los primeros resultados de la reestructuración de Chrysler

Durante la Junta de accionistas de DaimlerChrysler, Jürgen Schrempp, Presidente del Grupo, se mostró satisfecho por los primeros resultados de la reestructuración que Dieter Zetsche, responsable de la marca Chrysler, anunció a principios de febrero y que han dado como resultado una mejora en ventas, cartera de pedidos y especialmente en el número de unidades en stock. Se mostró convencido de que en 2002 Chrysler logrará obtener un resultado equilibrado y en 2003 un beneficio operativo del 4% sobre facturación que se situará en 2.000 millones de euros.

El coste de esta reestructuración, tanto de Chrysler como de Mitsubishi, ha supuesto una inversión de 3.000 millones de euros y 400 millones de euros respectivamente, que serán desembolsados en su totalidad antes de final de abril. Este hecho ha ocasionado que las pérdidas del Grupo en el primer trimestre oscilen entre 800 y 1000 millones de euros.

En cuanto a la globalización de DaimlerChrysler, Jürgen Schrempp, anunció que la única forma de lograr crecimiento continuo a largo plazo es incrementando la presencia del Grupo en el mundo. El nuevo acuerdo con AB Volvo de adquirir por 300 millones de euros la participación de ésta en Mitsubishi del 3,3 %, es sin duda una muestra más de esta política de expansión y de aprovechar el potencial de crecimiento a nivel mundial.

Durante el año 2000 el Area de Vehículos Industriales del Grupo vendió 549.000 unidades, lo que supuso una facturación de 28.800 millones de euros. Mitsubishi Fuso & Truck & División de Autobuses vendió más de 154.000 unidades, lo que le ha convertido en el fabricante líder en el mercado japonés con una participación de mercado del 30,7%.

En nombre del Grupo, Jürgen Schremmpp ha propuesto un dividendo por acción de 2,35 euros, lo que supone el mayor importe asignado o dividendo de todos las empresas que cotizan en el índice DAX alemán.

Esta entrada fue publicada en Mercedes Benz. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario