El Estudio GTC Genève Muestra el Dinámico Lenguaje de Diseño de Opel

Opel adelanta una primera visión de sus futuros diseños con la presentación del concepto GTC Genève – GTC son las siglas de Gran Turismo Compacto – en el 73 Salón Internacional del Automóvil de Ginebra (del 6 al 16 de Marzo de 2003). Líneas tensas, superficies claras, faros delanteros tridimensionales, grandes pasos de rueda y detalles útiles, son los elementos principales del moderno lenguaje de diseño de Opel.

El Presidente y Consejero Delegado de Opel, Carl-Peter Forster, manifiesta que algunos de estos elementos de diseño ya se han mostrado en estudios como el Snowtrekker y en modelos de producción como el Speedster y el Vectra. ”Los coches Opel no sólo parecen dinámicos, en el futuro también ofrecerán avanzadas innovaciones tecnológicas como los sistemas de suspensión integrados adaptativos, que proporcionan unos niveles óptimos de confort en la conducción, diversión y seguridad.”

Martín Smith, el Director de Diseño de Opel declara ”Con el GTC Genève queremos demostrar lo deportivo que puede resultar un sedán de tres puertas. Trabajando junto con nuestros ingenieros de Vehículos de Concepto, hemos conseguido un coche de aspecto muy dinámico, con espacio para cuatro pasajeros, que es también inmediatamente reconocido como un Opel.”

Cuando crearon el GTC Genève, los diseñadores de Opel tuvieron mucha más libertad de la que tienen normalmente cuando desarrollan un coche de producción. El coche dispone de un techo transparente de cristal tintado que se extiende desde el parabrisas hasta el cristal trasero, y el equipo de diseño llevó las proporciones del GTC (largo / ancho / alto: 4,349 / 1,773 / 1,352 metros) al extremo. ”Actualmente existen diseños de coches muy diversos, desde los muy tradicionales hasta los de formas casi excéntricas,” ha manifestado Smith. ”Con el GTC Genève hemos querido hacer una apuesta claramente deportiva.”

Las secciones delanteras y traseras en forma de flecha del GTC Genève son un buen ejemplo de su forma dinámica. ”El estrechamiento comienza justamente delante y detrás de los pasos de rueda, poniendo de relieve los cortos voladizos,” ha explicado Friedhelm Engler, Jefe de Diseño del estudio de coches compactos en Opel. ”Junto con la baja silueta y la línea curvada del techo, crea una sensación de tensión tan potente, que hace que parezca que el GTC está dispuesto a saltar.”

Los grandes faros delanteros y pilotos traseros tridimensionales del GTC Genève ”se asemejan a las caras pulidas de una piedra preciosa,” ha manifestado Engler. Añade que los diseñadores no sólo han aplicado este tema en las luces, lo han extendido a sus carcasas, que encajan orgánicamente en los alrededores de la carrocería como si estuvieran ”engarzados en una joya”. La fascinación de los diseñadores por el detalle se puede ver también en las lámparas alojadas individualmente en la parte trasera. Las bombillas cilíndricas parecen como si estuvieran realizadas en una sola pieza de material. Esta forma se repite una vez más en el diseño de la tercera luz de freno situada en el centro de la parte superior del cristal trasero. El interior del GTC incorpora un elegante y deportivo Cashmere y tapicería en cuero marrón. La elegante disposición de la cabina, concebida sin elementos electrónicos, tiene las superficies interiores en color carbón. Algunas superficies en color más oscuro le confieren un especial énfasis, y representan una ruptura deliberada respecto al cliché de que el aluminio dota de aspecto deportivo, ha añadido Engler.

Esta entrada fue publicada en Opel. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario