El Alfa 147 es el Coche del Año 2001

El jurado internacional del Premio “Coche del Año”, formado por 56 periodistas especializados procedentes de 21 países europeos, ha otorgado el título para el año 2001 al Alfa 147.

Con este nuevo éxito, ya son diez las veces que un modelo de Fiat Auto recibe el más prestigioso reconocimiento concedido por la industria de automoción en el mundo. Todo un récord, si se piensa que los dos fabricantes de automóviles que se han clasificado en el segundo lugar (Ford y Renault) han ganado cuatro veces. En las siete últimas ediciones, Fiat Auto ha cosechado nada menos que cuatro victorias: con el Fiat Punto en 1995, el Fiat Bravo/Brava en 1996, el Alfa 156 en 1998 y el Alfa 147 en 2001.

El Alfa 147 se ha clasificado en el primer puesto con 238 votos, por delante de los otros nueve modelos seleccionados para la final: el Ford Mondeo, el Toyota Prius, el Audi A2, el Mercedes Clase C, el Opel Corsa, el Volvo S60/V70, el Chrysler PT/C, el Peugeot 607 y el Citroën Picasso.

Además de ser el ganador absoluto de la 38ª edición del “Coche del Año”, este nuevo y prestigioso compacto deportivo ha sido también el coche votado por el mayor número de miembros del jurado, ya que 51 de los 56 periodistas lo eligieron entre sus preferidos.

La ceremonia de entrega del premio “Coche del Año”, que esta vez será organizada por la revista alemana “Stern”, tendrá lugar en Hamburgo, el 25 de enero de 2001.

Un estreno de éxito

En su presentación a la prensa internacional, el pasado 13 de octubre, el Alfa 147 despertó de inmediato un gran interés y obtuvo una muy buena acogida entre los más de 860 periodistas, procedentes de 62 países, que acudieron a Montecarlo para la presentación del nuevo Alfa.

Un éxito de crítica inmediatamente refrendado por los clientes, que en la primera semana después del lanzamiento (28 de octubre – 4 de noviembre) permitieron a los concesionarios europeos de Alfa Romeo captar más de 20.000 pedidos.

El mérito de este éxito es de un proyecto que ha sido capaz de crear un “dos volúmenes” con garras, con prestaciones, seguridad, equipamiento y confort comparables a los de modelos pertenecientes a categorías superiores. Un modelo destinado a los clientes que buscan un coche deportivo de fuerte personalidad y con un comportamiento en carretera entre los mejores de su categoría.

En fin, un pequeño gran Alfa Romeo, capaz de proporcionar la misma conducción divertida y el mismo placer de viajar que han proporcionado el éxito a la última generación de modelos de Alfa Romeo.

En efecto, el Alfa 147 mantiene su “parentesco” con éstos empezando por su diseño, en el que los diseñadores del Centro Stile Alfa Romeo quisieron que fueran reconocibles – aunque bajo una interpretación evolucionada – muchos motivos propios de los Alfa Romeo más recientes. Unas señas de identidad que van acompañadas de algunos elementos tradicionales, como el tríptico formado por las dos tomas de aire horizontales y el escudo vertical, y el rebaje en forma de V del capó, que se pierde debajo de los faros y que recuerda al bellísimo 6C 2500 Villa d’Este de 1949.

El nuevo Alfa Romeo monta tres motores Twin Spark 16v: un 1.6 de 77 kW (105 CV); un 1.6 más potente, de 88 kW (120 CV) y un 2.0 de 110 kW (150 CV). Este último está disponible tanto con cambio manual como con cambio Selespeed, con inserción de marchas y control de embrague automáticos.

A estos motores hay que añadir un diesel “Common Rail” con turbina de geometría variable, el 1.9 JTD de 81 kW (110 CV), que se comercializará en la primavera de 2001 junto con el 2.0 con cambio manual y con las versiones de cinco puertas.

Se trata así de un total de 4 motores con una característica común, es decir, la capacidad de asegurar prestaciones brillantes: desde una velocidad punta elevada a una gran manejabilidad en cualquier situación.

Los chasis son adecuados para las prestaciones y la personalidad decididamente deportiva del vehículo. En efecto, el piso está derivado del Alfa 156 (de ahí que este modelo no sea una evolución del 145 sino un coche totalmente nuevo). La rigidez a la torsión es igual a la de su hermano mayor, como el esquema de la suspensión, que es de cuadrilátero alto adelante y McPherson atrás.

El Alfa 147 es también un coche que ofrece la máxima seguridad, tanto activa como pasiva. A un sistema de freno potente y ajustable hay que añadir no sólo el ABS, sino también algunos sofisticados dispositivos electrónicos como el repartidor de frenada entre las ruedas delanteras y traseras (EBD), el limitador de patinamiento de las ruedas delanteras en aceleración (ASR), la regulación del par frenante en deceleración (MSR) y el control de la estabilidad dinámica en curva (VDC).

Para proteger a los ocupantes en caso de choque, el Alfa 147 dispone de todos los sistemas actualmente disponibles en los coches de Fiat Auto, incluidos los 6 airbags de serie: dos delanteros, dos laterales y dos de ventanilla.

El nuevo compacto de Alfa dispone de un completo equipamiento de a bordo, ofreciendo un climatizador automático en dos zonas, que permite al conductor y al acompañante regular de manera diferente la temperatura del aire y dispone de sensores que registran la luz directa del sol, la sensación térmica que perciben los ocupantes y la contaminación. Asimismo, el climatizador lleva un filtro de aire combinado (de partículas y de carbón activo).

El panel de instrumentos lleva una pantalla multifunción en la que aparecen múltiples datos: hora, fecha, temperatura exterior, check control, avisador del límite de velocidad, avisador de anomalías y ordenador de viaje.

El equipo de sonido montado de serie tiene 8 altavoces y también está disponible un sofisticado equipo de alta fidelidad Bose® con amplificador de 6 canales y subwoofer activos, especialmente diseñado para el Alfa 147.

También, el coche puede equiparse con un conjunto completo de instrumentos telemáticos, incluyendo teléfono, sistema de navegación, mandos de voz y una pantalla en color TFT.

Finalmente, el maletero es muy práctico, ya que lleva una red de sujeción y un piso que, invirtiéndolo, se convierte en una bandeja impermeable y lavable, en la que se puede colocar la bolsa del equipo de vela o las botas de esquí mojadas.

Coche del Año 2001

El premio “Coche del Año” nació en 1964.

El jurado está formado por 56 periodistas especializados de 21 países europeos.

Para poder participar en el certamen, los nuevos modelos automovilísticos deben haber sido comercializados en un mínimo de 5 mercados europeos distintos durante el año. Además, los coches son evaluados sobre la base de los siguientes baremos: diseño, confort, seguridad, economía de uso, manejabilidad, prestaciones, funcionalidad, respeto por el medio ambiente y, finalmente, relación calidad/precio.

Entre todos los nuevos modelos comercializados a lo largo del año se realiza una primera selección para elegir los diez modelos que accederán a la votación final.

Para expresar su juicio, cada miembro del jurado tiene a su disposición 25 puntos para repartir entre los 10 modelos finalistas, con un máximo de 10 puntos otorgados al modelo que represente su primera elección.

Esta entrada fue publicada en Alfa Romeo. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario