Audi mejora la ergonomía del R18 E-Tron Quattro para sus pilotos en el WEC

El nuevo diseño del habitáculo optimiza el manejo de todos los controles.
La mejor posición sentado que ahora tiene el piloto le permite ampliar el campo de visión.
Las nuevas medidas aumentan también la seguridad activa.
Audi ha desarrollado un nuevo concepto ergonómico para el R18 e-tron quattro de cara a la temporada 2014. Ahora, la configuración de los elementos en el habitáculo y sus funciones es aún más lógica, y se ha mejorado la posición a los mandos. Esto hace que los pilotos de Audi en el Campeonato del Mundo de Resistencia FIA (WEC) tengan una mayor facilidad para manejar todos los controles del híbrido deportivo de competición de la marca de los cuatro aros.

El abanico de tareas está creciendo: los pilotos de Audi no sólo tienen que prestar la misma atención que antes a la seguridad, velocidad y precisión de conducción en la pista, sino que además deben obtener un resultado exacto de la eficiencia. El máximo consumo por vuelta especificado por el reglamento requiere una disciplina superior para evitar sanciones. Para hacer que la concentración óptima sea más fácil, el trabajo de los pilotos en el habitáculo debe requerir el menor esfuerzo posible.

“Mucho antes de la temporada 2014 estudiamos a fondo las alternativas, para ver cómo podíamos ayudar aún más a nuestros pilotos”, comenta Martin Mühlmeier, responsable de Tecnología de Audi Sport. “El resultado es un habitáculo en el que hemos cambiado prácticamente todo, desde los pedales hasta las funciones que hay en el volante y en el cuadro de instrumentos. Además, la posición de los pilotos se ha modificado de acuerdo con el reglamento”.

Las innovaciones comienzan en la zona de los pies. Los pilotos no tendrán que accionar el embrague a través de un pedal, sino que lo harán por medio de unas levas situadas detrás del volante. “Esto es un principio. Yo ya estoy familiarizado con ello por otras categorías de competición automovilística en las que se hace así para facilitar la operación del uso del embrague”, comenta el piloto oficial de Audi, Lucas di Grassi, al describir las ventajas del nuevo sistema.

La configuración de los controles situados entre el cuadro de instrumentos y el volante también ha cambiado. “Nuestro objetivo era que el piloto fuera capaz de alcanzar los mandos de todas las funciones que usa frecuentemente de la forma más fácil posible, sin tener que quitar las manos del volante”, explica Chris Reinke, responsable de LMP en Audi Sport. Uno de los nuevos elementos es un conmutador rotativo multifunción para seleccionar diversos modos, algo que antes se realizaba utilizando varios controles diferentes. Dos pulsadores hacen posible que el piloto pueda cambiar funciones individuales para ajustar el comportamiento del vehículo, por ejemplo, seleccionando diversas opciones de tarado del control de tracción o del reparto de la fuerza de frenado entre ambos ejes. Como el comportamiento cambia cuando disminuye la carga de combustible, el piloto puede reajustar rápidamente la puesta a punto de su coche de carreras con este sistema.

Otra consecuencia en la ergonomía viene determinada por el reglamento para 2014. Éste obliga a un cambio en las dimensiones del habitáculo y a llevar una posición sentado diferente, lo que beneficia de forma significativa al conductor. Mientras que anteriormente solía ir muy tumbado, ahora la parte superior del cuerpo va más erguida. “Esto aumenta el ángulo de visión hacia delante. Y la visión a través de las ventanillas laterales también se ha mejorado notablemente, lo que nos ayuda claramente en las batallas con nuestros rivales en la pista”, asegura Lucas di Grassi.

Así pues, el nuevo Audi R18 e-tron quattro no sólo es un coche de carreras particularmente eficiente, sino que además tiene una ergonomía superior a la de sus predecesores. “La nueva ergonomía ayuda a nuestros pilotos a concentrarse incluso mucho más que antes”, comenta el responsable de Audi Motorsport, Wolfgang Ullrich. “En definitiva, esto mejora su capacidad de rendimiento y, con ello, la seguridad activa”.

Esta entrada fue publicada en Audi. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario