Alfa GT

Protagonista indiscutible de los recientes Salones de Ginebra y Frankfurt, debuta ahora el Alfa GT, el nuevo cupé deportivo derivado del Alfa 156 a la venta a final de año.
Diseñado por el Centro Stile de Bertone, el modelo se destaca por un estilo original y agradable que avanza el placer de una conducción deportiva respetando plenamente la tradición de la marca. De hecho, el Alfa GT recoge todo el patrimonio de excelencia motorística de Alfa Romeo en una línea nacida de la elegancia y el gusto de la escuela italiana. Para el resto, los estilistas han podido recurrir a la gran herencia de Alfa Romeo que, ha dado vida en esta categoría a modelos reconocidos como hitos fundamentales en la historia del automóvil: del 1900 SS al Giulietta Sprint, del Alfetta al Giulia Sprint.
Con una longitud de 4,48 metros, una anchura de 1,76 y una altura 1,37, el Alfa GT es agresivo y compacto (la batalla es de 2596 milímetros), con una línea marcada por algunos trazos distintivos que definen una fuerte personalidad y lo vuelven fácilmente reconocible de inmediato, siguiendo las singularidades de la marca. Es por ello que la elección de los diseñadores de trazar líneas limpias y suaves, dando lugar a formas de un inconfundible “estilo italiano”. Nace así un frontal fuerte y esencial, dominado por un sentimiento familiar Alfa Romeo que está representado por el característico “trilobulado” sobre el que campea un escudo de dimensiones ligeramente mayores respecto al actual. De aquí, idealmente, se desarrolla el automóvil completo combinando una ligera “agresividad” estilística con una pronunciada de elegancia de las formas. Impresión reforzada por la dos tomas laterales de aire y por los grupos ópticos, preciosos objetos de diseño.
Esbeltez y solidez, pero también dinamismo y robustez. Sólo un gran equilibrio estilístico puede conjugar binomios tan distantes entre sí. Como demuestra, por ejemplo, el perfil del Alfa GT que, gracias principalmente a la hendidura del lateral, exprime de modo inequívoco la idea de un automóvil ágil pero también “agarrado al terreno”. Y no sólo esto. Las líneas tendidas que cierran la trasera y la reducida superficie acristalada (respecto del lateral) confieren elegancia y, al mismo tiempo, una mayor sensación de protección.
Es inédito el diseño de una cola ligeramente inclinada y acuñada, con un paragolpes integrado y de grandes dimensiones. La luneta tiene forma de gota, mientras los grupos ópticos se engarzan en la carrocería presentando un corte envolvente y de gran belleza.
Por lo tanto, el Alfa GT representa una concepción inédita de deportividad, en la que convergen confort y elegancia. De hecho, el objetivo del automóvil, es ofrecer todo el placer de conducción de un cupé de prestaciones extraordinarias, sin disminuir nunca los compromisos en materia de confort y funcionalidad, como sucede a menudo en este tipo de automóviles. Basta decir que el maletero dispone de una capacidad de 320 dm3, un dato en la cima segmento.
Como la línea exterior, los interiores del Alfa GT representan la expresión más evolucionada de la deportividad de Alfa Romeo. Ello se aprecia en la óptima posición de volante, pedalier y cambio (especialmente estudiados para ofrecer el máximo control); los elementos funcionales, precisos y de gran facilidad de lectura incluso de noche, gracias a la iluminación de color rojo que facilita un enfoque más rápido de la pupila en el paso de la oscuridad de la carretera a la luminosidad del salpicadero; la pantalla multifunción que permite acceder a los diferentes menús (con sus correspondientes submenús) que “hablan” el idioma del conductor y permiten disfrutar de muchas funciones y del ordenador de a bordo.
Sin contar con que en el centro del salpicadero del Alfa GT se encuentra la radio integrada y todos los mandos del climatizador automático “dual”, realizados con un estilo refinado. Además, el autorradio, que dispone de lector de CDs ( bajo pedido también lee ficheros MP3), propone un excelente sistema de sonido estudiado y calculado en el habitáculo, formado por ocho altavoces y que tiene una potencia de 4×40 Watt. A este equipamiento, el Alfa GT añade numerosos y sofisticados dispositivos y sistemas que lo convierten en el nuevo punto de referencia del segmento. Como muestra: el VDC, los faros de Xenón y hasta seis airbags (en el campo de la seguridad); CONNECT Nav+ con mandos de radio y teléfono en el volante, sistema Hi-Fi Bose® y cargador de CDs (en el campo del audio y la infomovilidad); Cruise Control (para una conducción “sin estrés”); llantas de aleación de 16″ y 17″ (para una personalización estética del automóvil).
De la riqueza de los contenidos a la riqueza de los interiores. El nuevo cupé deportivo ofrece dos ambientes: uno clásico deportivo, con salpicadero y paneles negros; y otro más elegante y luminoso, siempre con el sello deportivo y caracterizado por un doble tono negro sobre gris. Además, el revestimiento del salpicadero y de los paneles de las puertas tiene un aspecto “natural” gracias a un especial efecto satinado, mientras que los asientos son específicos para cada versión y de una gran belleza y calidad. Seguimos: los revestimientos son agradables al tacto y se integran perfectamente con la base de tejido “en relieve” típica de los automóviles Alfa Romeo. Por otro lado, en las versiones medias se ha introducido el Alfatex®. Patentado por Alfa Romeo, se trata del nuevo tejido de carácter técnico que tapiza los asientos y los paneles de las puertas, disponible en tonos gris y negro.
Finalmente, el cliente puede escoger los revestimientos de piel (propuestos en negro, azul, rojo, cuero y gris) o uno de los tres ambientes realizados a mano siguiendo la artesanía clásica italiana (“deportivo”, “elegante” y “clásico”) que proponen refinadas costuras en contraste. Es común en los tres ambientes, la piel “todo flor” fina y de elevada calidad, de aspecto natural y apreciada suavidad.
Finalizamos con el pomo del cambio de aluminio en las versiones de gasolina, mientras está revestido en piel en las diesel y en el potente 3.2 V6 24v.
Alfa GT ha heredado todos los puntos fuertes del Alfa 156. Empezando por el esquema de suspensiones con una puesta a punto específica: delante con “paralelogramo superior”, detrás de tipo McPherson con varillas trasversales de longitud diferenciada. Para continuar con dos propulsores generosos, cada uno con una potencia específica entre las mejores de su clase de cilindrada: el 1.8 T. Spark de 140 CV (disponible con posterioridad al lanzamiento) y el 2.0 JTS de 165 CV. De hecho, el 1.9 M-Jet 16v de 150 CV es una exclusiva del Alfa GT. Y para el cliente que desea lo máximo en términos e prestaciones y deportividad, estará disponible una versión equipada con el potente 3.2 V6 24 válvulas de 240 CV con unas características técnicas específicas (suspensiones, dirección y frenos). De la combinación de estos motores con los numerosos equipamiento nace la amplia gama del nuevo modelo, una oferta capaz de modificar las terminaciones con los equipamientos más solicitados en cada país. En los mercados más grandes de Europa el Alfa GT está disponible en tres acabados: Progression, Distinctive y Luxury. El primero se reserva a las motorizaciones 2.0 JTS y 1.9 M-Jet 16v; el segundo y el tercero se equipan con todos los propulsores de la gama, incluida la versión 2.0 JTS Selespeed. Además, está previsto que el próximo año se amplíe la oferta con un acabado Impression, dotado con los propulsores 1.8 Twin Spark 16v, 2.0 JTS y 1.9 M-Jet 16v. Para terminar, el nuevo cupé deportivo puede “vestirse” con 12 colores de carrocería.
Tantas versiones entre las que escoger el Alfa GT. Todas caracterizadas por un alto valor específico y, sobre todo, herederas de un concepto automovilístico que Alfa Romeo ha contribuido de modo significativo a nacer y desarrollarse: el cupé deportivo de aspecto elegante.

Esta entrada fue publicada en Alfa Romeo. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario